La lección más divertida sobre el paisano Bernardo de Gálvez

Alejandro Villén y Guillermo Fesser, ayer firmando ejemplares del libro en el colegio Custodio Puga. /
Alejandro Villén y Guillermo Fesser, ayer firmando ejemplares del libro en el colegio Custodio Puga.

El periodista y escritor Guillermo Fesser y el dibujante Alejandro Villén presentan en el colegio Custodio Puga de Torre su libro ilustrado sobre el héroe malagueño en la independencia de EE UU

Eugenio Cabezas
EUGENIO CABEZAS

Durante décadas la figura del general Bernardo de Gálvez, nacido en Macharaviaya en 1746, apenas fue conocida en España. Sin embargo, en EE UU sí era más reconocido, ya que fue uno de los héroes de la independencia, junto al primer presidente, George Washington. Pero fue el tesón de una gallega descendiente de malagueños, Teresa Valcarce, el que hizo que en 2014 se cumpliera un acuerdo del Congreso americano de 1783, colgar un cuadro del militar malagueño en el Capitolio y nombrarlo ciudadano honorario.

Esta historia impresionó al periodista y escritor madrileño Guillermo Fesser, afincado en Nueva York. Tras conocerla, el pasado año escribió un libro sobre la vida de Bernardo de Gálvez dedicado al público infantil, con ilustraciones del malagueño Alejandro Villén. La obra, editada por Santillana dentro de la colección 'Loqueleo', está siendo un gran éxito, con tres ediciones ya en el mercado. Para Fesser, Valcarce es 'Mari Pancartas' en un libro que ayer pudieron disfrutar de primera mano más de un centenar de alumnos del colegio público Custodio Puga de Torre del Mar.

Al centro acudieron los autores del libro, junto a Antonio Pino, de la compañía de marionetas de Peneque el Valiente, que tiene un espectáculo dedicado a la figura del militar malagueño y que fue quien puso en contacto a Fesser con Villén para confeccionar la obra infantil. En su charla a los escolares, Fesser mostró sus dotes para la oratoria y el humor, haciendo las delicias de los niños, que no obstante, son todos unos grandes expertos en la figura de su ilustre paisano, ya que desde hace tres cursos el colegio torreño ha puesto en marcha un proyecto educativo basado en la figura de Bernardo de Gálvez.

«Sin Bernardo de Gálvez EE UU aún no sería independiente», manifestó tajante el periodista y escritor, quien ayudado por las ilustraciones de Villén fue narrando de forma amena y divertida las aventuras del militar, que llegó a ser gobernador de La Luisiana y virrey de Nueva España. En 1781, en el marco de la Guerra de la Independencia, tomó la ciudad de Pensacola (Florida) y esta acción militar se consideró tan crucial para la independencia que en el desfile de los vencedores de Filadelfia marchó junto a George Washington. «En la zona de Florida había entonces muchos cocodrilos, y los americanos le tenían mucho miedo a esos animales, porque pensaban que eran como dinosaurios. De hecho, en la zona oeste Thomas Jefferson, que fue otro héroe de la independencia y luego fue también presidente, encontró unos huesos enormes, y entonces se pensaba que los dinosaurios eran seres que existían, porque no podían hacer pruebas para saber la edad de los huesos», aseguró en su charla Fesser ante las caras de asombro de los escolares.

Los menores no quisieron dejar pasar la oportunidad de fotografiarse junto a los autores del libro y pedirles una dedicatoria. «Empezamos hace tres años con este proyecto y estamos muy satisfechos porque todo el colegio se ha implicado, las representaciones que hacemos con los trajes de época tienen una gran respuesta de la gente», comentó el director del centro educativo torreño, Javier Frías.

Tras la charla, Fesser insistió, en declaraciones a los periodistas, en su convencimiento de que «EE UU no existiría si el militar español no hubiese mandado un ejército latino para salvarle el trasero a George Washington». El periodista y escritor confesó que se gana la vida en EE UU, principalmente, escribiendo libros infantiles para el público norteamericano. «No tengo ni idea de por qué; he intentado cuarenta cosas y ha salido esa», confesó, al tiempo que añadió que planteó a la editorial la necesidad de que los que hablan español en ese país contasen con héroes que hablen ese idioma y se decidió por esta historia del militar macharatungo.

Críticas a Donald Trump

Fesser declaró que su intención «no es reivindicar que España es lo mejor del mundo, sino que los de allí sepan que tienen raíces hispanas y que lo disfruten». En este sentido, defendió la importancia de transmitir lo que ha hecho la gente de España por Estados Unidos, sobre todo ahora que «se piensa que todo el que hable español ha entrado hace dos días, cruzando la frontera ilegalmente saltando un charco», apostilló.

«Ni llegamos ayer ni nos vamos a ir mañana y hemos sido fundamentales», insistió Fesser, quien detalló lo que está ocurriendo en las aulas estadounidenses gracias a Bernardo de Gálvez. «Tú ves al niño latino cabizbajo de la última fila al que le han dicho que es el último pringado, pero cuando les empiezo a hablar y les digo que sin nosotros no habrían conseguido nada, ese niño levanta el cuello y eso es muy emocionante», dijo. El periodista tildó los ataques del presidente Donald Trump a lo latino como «pataletas de quien quiere seguir siendo imperio y hace todo tipo de cosas para salvar esa condición».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos