Francis co Lema 'Fosforito el viejo'

GONZALO ROJO

Francisco Lema Ullèt fue un cantaor nacido en Cádiz el año 1869, conocido artísticamente por Fosforito y más tarde por Fosforito el Viejo -por su alta estatura y delgadez- que fue discípulo de su paisano Enrique el Mellizo. Debutó a los 14 años en el jerezano Café del Palenque, propiedad de Juan Junquera, donde permaneció durante cuarenta días. Tras unas actuaciones en El Puerto de Santa María y varias localidades de la zona, volvió a Jerez de la Frontera, esta vez al Café de la Vera Cruz, por espacio de 25 días. Pero su confirmación fue en el Café El Burrero de Sevilla, escenario en el que cantó varios años consecutivos, siendo en esta época en la que se inició su competición con don Antonio Chacón.

Tras contraer matrimonio con la bailaora Mariquita Malvido, triunfar en Málaga, principalísima plaza, y recorrer media geografía española, llegó a Madrid en 1891 presentándose en el Café de Monedero, para pasar más tarde al Teatro Novedades, a los cafés de Romero y Naranjeros e inaugurar el del Brillante.

En 1898 volvió a su Cádiz natal para actuar en el Circo Teatro Gaditano junto a Rafael Pareja, El Morcilla, El Quiqui, Patiño y Habichuela. Un año después, el 4 de marzo de 1899 se le tributó un homenaje en el mismo local con la participación de La Rondalla Aragonesa, la Comparsa Los Relojes y la Sociedad Coral Frégoli, erl cantaor El Quiqui y el guitarrista El Pollo. A su regreso a Madrid volvió a intervenir en las fiestas íntimas y reuniones de cabales de los colmaos Los Gabrieles, Villa Rosa y Fornos. Según sus propias declaraciones a la revista 'Mundo Gráfico' de septiembre de 1931, cuando ya retirado del cante trabajaba como cuidador de gallos de pelea, su despedida del público de Sevilla fue en 1923, cantando con el Niño de Granada; y del de Madrid en el Teatro Novedades en un concierto organizado por Vallejo. No obstante intervino en un homenaje a La Coquinera en 1925, y alaño siguiente en el Teatro de La Latina con la pieza flamenca Los Gitanos.

Fosforito fue un buen conocedor e intérprete de la siguiriya, y un especialista en el cante por malagueñas, ya hemos comentado su competencia artística con Chacón, y creador de un estilo, cuya letra más usada fue: «Desde que te conocí / mi corazón llora sangre, / yo me quisiera morir / porque mi pena es mu grande / y así no pueo vivir». A los 71 años de edad y en la mayor pobreza, murió en una pensión de la calle Mesón de Paredes, de Madrid, el año 1940.

Fotos

Vídeos