El director del CAC niega ante el juez su vinculación con las obras del artista francés

Fernando Francés declara como investigado por un delito contra el patrimonio histórico tras la instalación de obras en edificios protegidos del centro histórico

FRANCISCO GRIÑÁN MÁLAGA.

El serial sobre los mosaicos de Invader en edificios protegidos del casco antiguo vivió ayer un capítulo muy esperado con la declaración en el juzgado del director del Centro de Arte Contemporáneo de Málaga, Fernando Francés, en calidad de investigado. Pasado el mediodía, el galerista compareció ante el juzgado de Instrucción número 6 de la capital para negar ante el magistrado cualquier relación con el autor de los mosaicos y con sus obras estampadas en edificios del centro histórico declarados Bien de Interés Cultural (BIC). El letrado Fernando Taboada, abogado del responsable del CAC Málaga, señaló a la salida de la Ciudad de la Justicia que su representado «negó los hechos» en este caso en el que se le investiga por un delito contra el patrimonio histórico.

Fernando Francés declaró en la vista ante el juez durante 55 minutos, aunque a su salida no quiso hacer declaraciones. En su nombre, el representante de su defensa legal afirmó que el director del CAC Málaga se había desvinculado de las actuaciones en Málaga del artista francés Invader. Además, Taboada mostró su confianza en que las actuaciones no superen la fase de instrucción tras las diligencias previas.

Por su parte, la Fiscalía de Medio Ambiente planteó en su querella del pasado febrero que los mosaicos fueron instalados por Invader en inmuebles del centro histórico y con protección BIC sin el consentimiento de los titulares de edificios. Además, el Ministerio Público señalaba que, presuntamente, el artista francés vino a Málaga por invitación y previo concierto con el director del CAC.

La defensa de Francés asegura que el caso es «más de competencias administrativas que penales»

Durante la estancia del artista urbano en nuestra ciudad, tanto Fernando Francés como el propio creador galo colgaron en redes sociales imágenes juntos en las que mostraban diseños del autor urbano con sus reconocibles marcianitos. El CAC Málaga llegó a anunciar una futura exposición de Invader y su participación en la iniciativa Málaga Arte Urbano Soho (MAUS), aunque ninguna de estas colaboraciones se llegaron a materializar.

Infracción penal

Según el auto del juzgado de Instrucción número 6, los hechos que han provocado la querella de la Fiscalía por daños contra el patrimonio histórico «presentan características que hacen presumir la posible existencia de una infracción penal». En este sentido, el abogado Fernando Taboada aseguró ayer que, a su juicio, este caso es «más de competencias administrativas que penales».

Previamente a la citación de Fernando Francés, el juez tomó declaración ayer a dos agentes del Seprona y a otros dos de la Policía Local, que han desarrollado las investigaciones del caso que se originó tras la aparición en mayo de 2017 de 29 mosaicos de Invader en varios edificios del centro de Málaga capital catalogados como BIC. Paradójicamente, el otro investigado en estas diligencias previas, el propio artista francés, no ha sido citado a declarar ya que se desconoce su paradero e identidad.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos