Diario Sur

Donald Trump, el último ‘monstruo’ del reparto de la cinta de terror ‘Maniac Tales’

Donald Trump, el último ‘monstruo’ del reparto de la cinta de terror ‘Maniac Tales’
  • El presidente electo y su “discurso del miedo” contra la emigración latina abre la película ambientada en Nueva York y rodada en Málaga

Uno de los vídeos que se hicieron virales cuando Donald Trump se convirtió en presidente electo de Estados Unidos hace unas semanas fue el de sus intervenciones en películas. Que no son pocas y además van en aumento. Su nuevo título para unir a esa filmografía será ‘Maniac Tales’, una producción de Kandale Films que agrupa cinco historias de terror al estilo de ‘Cuentos asombrosos’ de Spielberg y en la que el magnate y próximo jefe del Despacho Oval tendrá una aparición “de miedo”. “Será su primera película como presidente”, asegura con humor el productor Kike Mesa, que tiene previsto estrenar el filme en 2017.

El alegato electoral de Trump contra los inmigrantes y el levantamiento del muro en la frontera con México le recordaba a Mesa al protagonista del relato central de ‘Maniac Tales’, un mexicano ilegal en Nueva York, que hace todo lo posible para sobrevivir y aceptar cualquier trabajo para no volver a su país como un fracasado. “Y cuando ganó, lo primero que pensé es que ese discurso del miedo de Donald Trump tenía que estar en la película”, explica el promotor del filme, que también es director de uno de los pasajes del filme junto a Enrique García, Denise Castro, Abdelatif Hwidar y Rodrigo Sancho (hijo del actor Sancho Gracia y hermano de Rodolfo Sancho).

El singular político republicano Donald Trump abre con sus advertencias más apocalípticas la cinta ‘Maniac Tales’, que enlaza con la huida del protagonista mexicano por las calles de Nueva York. Curiosamente, el personaje, al que encarna el actor español Roberto Arce ('Física o química' y 'Amar es para siempre'), tiene que saltar un muro para escapar de la policía. Una escena que parece rodada ex profeso para las palabras de Trump, pero que lleva filmada desde hace un año. Málaga y Barcelona fueron los escenarios de la película, que se grabó en noviembre del pasado año con un presupuesto de 300.000 euros.

La mayor parte de la película transcurre en un viejo edificio de Manhattan, aunque esa localización no es otra que el emblemático inmueble de La Equitativa de la rotonda del Marqués de Larios que, gracias a las técnicas digitales, se traslada al corazón de la Gran Manzana. En esta finca plagada de vecinos singulares entrará a trabajar el protagonista que descubrirá que, detrás de cada puerta de los vecinos, se esconde una historia perversa.

El productor y director Kike Mesa, que ha avalado esta película con su patrimonio, ultima en este momento la postproducción del filme en la mesa de montaje, un acabado que está resultado “más complejo de lo esperado” por la propia estructura de este filme de relatos. Los planes de Kandale Films es que la cinta se estrene en el próximo Festival de Málaga Cine en Español, donde esperan arranque la distribución de esta cinta rodada en inglés y con vocación internacional.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate