Diario Sur

Tim Burton: «Jamás he encajado en la sociedad, me considero diferente»

Tim Burton, después de imprimir sus huellas de pies y manos en la plaza de las estrellas del Teatro Chino de Hollywood.
Tim Burton, después de imprimir sus huellas de pies y manos en la plaza de las estrellas del Teatro Chino de Hollywood. / PAUL BUCK. EFE
  • El original cineasta estrena 'El hogar de Miss Peregrine para niños peculiares', donde vuelve a jugar con el suspense

El cineasta Tim Burton vuelve a ponerse tras las cámaras con la película 'El hogar de Miss Peregrine para niños peculiares', que se estrena mañana en España. Inspirada en la novela de Ranson Riggs, cuenta la historia de un adolescente que viaja a una isla remota para buscar el orfanato donde se crió su abuelo, fallecido en extrañas circunstancias. Jacob llega a un lugar mágico conocido como el 'Hogar de Miss Peregrine', en el que viven niños octogenarios. Protagonizada por Eva Green en el papel de Miss Peregrine, la cinta pone de manifiesto la debilidad del cineasta por la narrativa juvenil misteriosa y aterradora.

¿Por qué decidió rodar esta película?

Me interesó tanto por el reto que suponía en el aspecto técnico y por cómo puede la tecnología influir en la estructura de la narración como por el aspecto físico, que es el que dicta qué puedes o no puedes hacer. Cuando adaptas un libro al cine, te ves obligado a modificar la historia y los personajes hasta conseguir que encajen en la película.

¿Qué ha mantenido del libro?

Sin duda el espíritu. Cuando veo las fotografías del libro entiendo la historia y me inspira la poesía, el misterio y la narración de una forma abstracta pero real.

Siempre busca protagonistas que no se adaptan a lo convencional.

Jamás he encajado en sociedad y me identifico con la idea de ser diferente. Al leer este libro, me sentí el adolescente incómodo de mi juventud. No importa el éxito que tengas, eso siempre permanece.

¿Cómo describiría usted las películas de Tim Burton?

Entiendo el drama de una forma tan extraña que siempre termino encontrando el humor. Personalmente, lo que más me gusta es el terror. Es un genero con el que crecí, que no me asusta y que encuentro emotivo e inteligente. Mi visión de una narrativa directa incluye siempre momentos de humor, de fantasía, de terror y de drama.

Su nueva película es una historia de gente peculiar.

Es algo que siento, que me mueve, que me inspira. Ser un tipo raro es algo natural en mí porque así me he sentido siempre. Desde niño he visto cómo la gente era categorizada por los demás. Yo trato de resistirme, pero siempre caigo en los mismos temas. La verdad, yo me siento extranjero en mi propio país, como si hubiera nacido en otro lugar.

En su película hay muchas referencias a la cultura pop...

Sí. Creo que ayudan a entretener al público. Nadie se cansa de ellas. Si no las reconoces, te da lo mismo porque sigues con la historia de la película. Si las encuentras, te entretienes aún más, pero hay que saber dónde están.

Tiende a trabajar con los mismos actores.

Sí, me gusta que me entiendan. Eva Green es una actriz que al mismo tiempo brinda emoción, drama, humor y lo hace de forma serena y real. Me gustan los intérpretes que saben mostrar diferentes sentimientos.

¿Quería explorar nuevos monstruos con esta película?

Creo que sí. Me he fijado en mis propios hijos y la verdad, el mundo ha cambiado mucho desde que yo era un niño. Las cosas ocurren mucho más rápido en la infancia de los niños de hoy en día.

El cine que gusta al público a veces lo rechazan los críticos.

Eso es algo con lo que yo me identifico, porque mi relación con Hollywood es disfuncional. En el libro aparecen temas que yo mismo he vivido con mis propias películas, porque han sido vilipendiadas por los críticos y luego alabadas por el público. La yuxtaposición de cómo la gente percibe el arte o a los demás es algo muy interesante para mí.

¿Se siente un director alabado?

No siempre. Mis dos primeras películas estuvieron consideradas como las dos peores del año cuando se estrenaron, hablo de 'La gran aventura de Pee-Webs' y 'Beetlejuice'. En una escala del uno al diez, los críticos me han dado un menos tres muchas veces y, aun así, mi trabajo ha gustado a cierto público. Esa dinámica entre la crítica y el público me parece fascinante porque no tengo una respuesta real.

¿Prefiere como director rodar material que usted ha escrito?

Sí y no. Trato de imprimir mi propio sello a todas las películas que hago, las haya escrito o no. Si voy a realizar una cinta que el estudio me ha enviado, basada en un libro o en otra película, al final la convierto en mía.