El guardaespaldas de las estrellas

Jorge León ha pasado unos días en Málaga antes de volver a Londres para el rodaje de la secuela de ‘Kingsman. Servicio secreto’.
Jorge León ha pasado unos días en Málaga antes de volver a Londres para el rodaje de la secuela de ‘Kingsman. Servicio secreto’. / Nuria Faz
  • El actor Jorge León suma a sus superproducciones la cinta de Brad Pitt ‘War Machine’

  • El malagueño, que ha trabajado con Tom Cruise o Daniel Craig, asegura que «Hollywood está hoy en Londres porque han sido listos al bajar las tasas al cine»

Hollywood ya no es un lugar, sino una marca. Lo dijo hace unos meses Antonio Banderas y el tiempo le da la razón. Los Ángeles ha dejado de ser el escenario de todas las superproducciones, ya que los grandes estudios en encontrado en Europa dos claras sucursales: Londres y los estudios Nu Boyana de Bulgaria. En la capital londinense ha cumplido su sueño de película el malagueño Jorge León (Málaga, 1979) que llegó hace una década con el objetivo de triunfar en el cine. Su plan no era precisamente un trabajo en la cadena de restaurantes Planet Hollywood, pero allí acabó hasta que hace cuatro años le llegó la gran producción que esperaba: ‘Al filo del mañana’. No se lo pensó, dejó el trabajo y se lanzó a la pantalla. Desde entonces ha participado en treinta películas y ha ido escalando desde pequeños papeles de acción a doble de las estrellas en las grandes superproducciones. «El de soldado, guardaespaldas y policía se ve que lo bordo, aunque últimamente me han ascendido a agente del FBI y al servicio secreto», afirma con humor este malagueño de clarísimos ojos azules que puede presumir de haber compartido planos con Tom Cruise, Daniel Craig o Samuel L. Jackson.

Uno de sus últimos trabajos ha sido con Brad Pitt en ‘War Machine’, una producción de Netflix que, narra en clave de comedia, la historia del excéntrico general Stanley McChrystal que estuvo al mando de las tropas de Afganistán hasta que un periodista de la revista ‘Rolling Stone’ escribió un reportaje sobre el militar. Tratándose de militares, Jorge León se alistó en el reparto y le asignaron un papel de soldado español. «Me hacía ilusión, pero cuando me miraron a los ojos me cambiaron la nacionalidad y el uniforme por el de canadiense», relata el malagueño, al que el «bromista» Brad Pitt ponía a prueba en los rodajes. «Tenía una escena en la que la cámara se detenía en mi cara y Pitt se acerca por detrás, pero en ese momento va y me suelta al oído: ‘Tits’ (tetas)», rememora el actor que recibe cada vez más llamadas sin necesidad de pasar por ‘castings’.

León se mantiene en forma para los exigentes rodajes de acción y es un experto en el uso de las espadas. «De gladiadores, medievales o katanas, lo que quieras», reta el intérprete y especialista que, tras rodar una de sus primeras escenas con Javier Bardem en la cinta de la saga Bond ‘Skyfall’, repitió en la siguiente, ‘Spectre’, como uno de los policías ‘swat’. Con Tom Cruise también ha repetido el malagueño en otras dos películas de Hollywood en Londres, ‘Al filo del mañana’, en la que interpretaba a uno de los soldados robotizados que luchaba contra la invasión de alienígenas, mientras que en la última entrega de ‘Misión: imposible’, ‘Nación secreta’, compartía planos con Tom Cruise como doble de acción de Jeremy Renner. «El cuerpo es mío, pero cuando sale la cara es la de la estrella», señala este malagueño que añade que Cruise no sólo está en plena forma a sus 53 años, sino que rodaba él mismo las escenas arriesgadas de su personaje, el espía Ethan Hunt.

Soldado de la galaxia

Para participar en todas estas grandes producciones, Jorge León se ha trabajado un acento ‘midatlantic’, un inglés a medio camino entre el americano y el ‘british’ que se impone en este tipo de producciones que han convertido la capital inglesa en escenario de superproducciones. «Hollywood está en Londres porque han sido listos al bajar al 1% las tasas al cine», sostiene este privilegiado observador, que aboga por repetir la jugada en Málaga y España: «Deberíamos copiarlos, como está pasando en Canarias donde han aumentado los rodajes» que, además de fuente de ingresos, es un gran reclamo turístico que llega a las pantallas de todo el mundo.

Jorge León ha asistido a la construcción de nuevos hangares para albergar películas de Warner Bros, donde se va a rodar la saga de superhéroes de ‘La liga de la justicia’, mientras Pinewood está a pleno rendimiento con 007 y lo nuevo de ‘Star Wars’, donde el malagueño se alistó entre las tropas rebeldes. Tras unas pequeñas vacaciones en Málaga, el actor vuelve a Londres en plena crisis del ‘Bréxit’ con el próximo referéndum sobre la pertenecía a la UE. «Creo que está muy dividido, pero los británicos que viven fuera decantaran la balanza para quedarse en la Unión», afirma León que ya se siente un londinense más.

«Pago allí mis impuestos», dice como signo indudable de que el Gobierno también lo considera un contribuyente más. Y al que no le falta trabajo. Acaba de participar en la precuela de Harry Potter, ‘Animales fantásticos y dónde encontrarlos’, y en la serie ‘The Crown’, mientras que en cuanto llegue le espera la secuela de ‘Kingsman. Servicio secreto’. «No volveré hasta Navidad, porque es la única época en la que no hay rodajes», concluye este malagueño que ha sabido explotar sus ojos de ‘guiri’.