¿Quién es el nuevo Einstein?

Lorena Sánchez ante una imagen del psiquiatra Karl Deisseroth.
Lorena Sánchez ante una imagen del psiquiatra Karl Deisseroth. / Álvaro Cabrera
  • Kajita y McDonald, George Church e Izpisua, candidatos al trono de la ciencia actual

  • La periodista Lorena Sánchez repasa las investigaciones actuales más revolucionarias en una charla en el Fancine y el Aula de SUR

Todo tiene una explicación en la ciencia. Y allí hay que buscar el vellocino de oro, ese carnero de la mitología griega tras el que se lanzó Jasón y que ayer sirvió como excusa a la periodista y redactora jefa de la revista ‘Quo’, Lorena Sánchez, para hablar de los retos de la investigación actual en la charla ‘Ciencia para argonautas’. Invocando a Jasón, la conferenciante reclutó para su viaje a los nuevos Einstein que han conseguido revolucionar con sus teorías y experimentos el presente. «Vivimos una época dorada de la investigación», aseguró Sánchez, que habló de cuatro «héroes» de la ciencia contemporánea. Aunque hay muchos más: «Estamos rodeados de Einsteins».

Los primeros aventureros que Lorena Sánchez convocó a su nave fueron Takaaki Kajita y Arthur B. McDonald, los últimos ganadores del premio Nobel de Física. Un galardón que lograron tras dedicarse a la caza... a la caza de neutrinos, un partículas que atraviesan la materia y que surgen de las grandes explosiones de estrellas. «Algunas proceden del confín de la galaxia y se pueden cazar cuando entran en contacto con el agua», señaló la periodista, que añadió que la información que transportan los neutrinos «pueden dar respuesta a una de las grandes preguntas del hombre: el origen del universo».

El siguiente héroe que se subió a a la nave de Sánchez fue el psiquiatra Karl Deisseroth, uno de los referentes internacionales en optogenética. «En los ratones ya se ha conseguido controlar su movimiento apagando y encendiendo neuronas mediante una luz», señaló la periodista que también convocó a un español como pasajero de su viaje: Juan Carlos Izpisua.

Experto en la generación de órganos a la carta, Izpisua tuvo que abandonar España e instalarse en EEUU para llevar a cabo sus experimentos que tratan de acabar con el problema de la escasez de hígados o riñones para transplantes. «Sus investigaciones han tomado como ejemplo el pez cebra que es capaz de regenerar su corazón aunque se parta y ha logrado lo mismo con ratones», afirmó.

El que más debate originó en la charla fue George Church, que ha encontrado «unas tijeras moleculares que permiten copiar y pegar ADN de manera sencilla». Una tecnología que permite ya eliminar enfermedades, pero que también crea muchos problemas morales. Una frontera que, a juicio de Sánchez, tarde o temprano la humanidad terminará superando ya que el «avance es irreversible». «Church dice que está en nuestras manos mejorar nuestra especie», concluyó la periodista, que recordó que el investigador habla de la alteración del genoma como si fuera la «cosmética del futuro».