El arte alrededor de María Zambrano

Detalle de la instalación de Chema Lumbreras que ocupa el pozo interior del Centro de Estudios Hispano-Marroquí. /SUR
Detalle de la instalación de Chema Lumbreras que ocupa el pozo interior del Centro de Estudios Hispano-Marroquí. / SUR

El Centro de Estudios Hispano-Marroquí de la capital estrena una sugerente exposición colectiva en torno a la obra de la filósofa veleña

Antonio Javier López
ANTONIO JAVIER LÓPEZ

«Me interesa esa razón poética de María Zambrano, entendida como ese pensar meditativo, como lo sereno. Sobre eso he intentado trabajar en mi obra, sobre las emociones que hacen que resistamos». Aixa Portero mide cada palabra en busca de la que más se aproxime a lo que quiere decir. Desconfía de la prisa, aunque viva en la misma vorágine cotidiana de tanta gente. Y el resultado de ese devenir creativo toma una forma delicada y profunda. Un libro alado llamado Niké. O sus seis pinturas sobre papel japonés. O su nido de plumas y ramas a modo de evocación de ese vínculo que María Zambrano reivindicaba entre el ser humano y la naturaleza.

Porque al fin y al cabo aquí se trata de poner en forma plástica el pensamiento de María Zambrano. Es la espoleta que hace prender la sugerente exposición colectiva inaugurada ayer en el Centro de Estudios Hispano-Marroquí de la capital malagueña. Seis artistas reunidos por la creadora María Bueno ofrecen sus aproximaciones a la obra de la filósofa veleña, tomando como referencia uno de sus textos fundamentales: 'Algunos lugares de la pintura'.

La exposición

Título
'Algunos lugares de la pintura. Acercándonos a María Zambrano'.
Lugar
Centro de Estudios Hispano-Marroquí.
Artistas
Almudena Baeza, Paco Aguilar, Aixa Portero, Eugenio Rivas, María Bueno y Chema Lumbreras.
Fecha
Hasta el 15 de junio. De lunes a viernes de 10.00 a 14.00 h.

«María Zambrano es una autora con bastante proyección internacional, en especial en América Latina, dado que permaneció allí durante el exilio; sin embargo, en Málaga queda mucho por conocer sobre ella y se echan de menos más actividades en torno a su vida y su obra», ofrece María Bueno, artífice de la muestra que podrá visitarse en el centro de la plaza del Teatro hasta el próximo 15 de junio.

Seis artistas presentan obras bien diversas en torno a Zambrano. «Todos establecemos un vínculo con la naturaleza», sigue Bueno sobre, quizá, uno de los elementos en común más evidentes que entre las piezas de Almudena Baeza, Paco Aguilar, Aixa Portero, Eugenio Rivas, Chema Lumbreras y la propia Bueno.

Arriba, Almudena Baeza presenta personajes híbridos entre humanos y animales. Abajo, a la izquierda, uno de los dibujos que firma María Bueno, coordinadora del proyecto. A la derecha, 'La gruta', grabado de Paco Aguilar incluido en la muestra. / SUR

Pintura, dibujo, grabado, instalación y escultura conviven en las salas donde Bueno presenta dibujos de gran formato en bolígrafo con tinta negra donde surge ese «protagonismo de la naturaleza» a través de personajes «en sintonía con ese entorno natural». Lumbreras interviene el pozo de la sede con sus característicos humanos animalizados, mientras Rivas firma un camino de baldosas que se va desintegrando desde lo industrial hacia lo natural. Baeza realiza híbridos entre animales y humanos y ese mundo onírico surge en el grabado de Aguilar titulado 'La gruta' que muestra una enigmática puerta vegetal. Es hora de cruzar al otro lado.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos