La gran reforma de la Alcazaba de Málaga

Imagen del barrio árabe que se encuentra en la parte alta de la Alcazaba./C. Moret
Imagen del barrio árabe que se encuentra en la parte alta de la Alcazaba. / C. Moret

El monumento aumenta sus tarifas para invertir siete millones en su rehabilitación

Francisco Griñán
FRANCISCO GRIÑÁNMálaga

Sus murallas son un icono de la ciudad. Por ello, el conjunto Alcazaba-Gibralfaro es el monumento más visitado de la ciudad. Más de un millón de personas recorrieron ambas fortalezas el pasado año para conocer el pasado árabe y contemplar las vistas únicas que ofrece de la capital. Su modernización era una cuenta pendiente desde hace años y el Ayuntamiento de Málaga afrontará definitivamente el próximo año su actualización con un plan cuatrienal (2018-2021) que incluye un gran reforma que supondrá la inversión de siete millones de euros. Una renovación que pasa por la subida de sus «desfasadas» tarifas, según anunciaron ayer los concejales de Economía y Cultura, Carlos Conde y Gemma del Corral, respectivamente.

Nuevas tarifas

Entrada general.
De los actuales 2,20 euros pasa a 3,50 euros, en el caso del acceso a uno de los monumentos, y de 3,55 a 5,50 euros, para el pase conjunto de Alcazaba y Gibralfaro.
Reducida.
Pasa de 0,60 euros a 1,50 euros, para un monumento. Para los dos espacios será de 2,50.
Grupos.
2,50 euros por persona (un monumento) y 4 euros (conjunto).
Escolares.
2 euros (un monumento) y 3,50 euros (conjunto).
Con audioguía.
5 euros (un monumento) y 7 euros (conjunto).
Grupos con audioguía.
3,50 euros (un monumento) y 5,50 euros (conjunto).
Visita guiada.
Para grupos de 10 a 25 personas, 4 euros cada uno
Visita nocturna.
5 euros. También existe la opción de contar con un guía al precio de 7 euros.

Esa actualización de las entradas pasará por aumentar el billete general que pasará de 2,20 a 3,50 euros (lo que supone un 59% de incremento), mientras que la reducida subirá de 0,60 a 1,50 euros (un 150%). Por su parte, el pase conjunto a los dos monumentos, Alcazaba y Gibralfaro, se elevará de 3,55 euros a 5,50 euros (55%). Estas eran las únicas tres modalidades de precios hasta ahora, que se completarán con otras 14 nuevas tarifas para atender la demanda de grupos (2,50 euros, un monumento), escolares (2 euros) y visitas guiadas (4 euros). Además, también se implantará una entrada con audioguía y visitas nocturnas (ambas 5 euros).

Domingos gratis

Según ha explicado la concejala de Cultura, esta actualización trata de actualizar unas tarifas que estaban «desfasadas» y subrayó que, tras el incremento, el conjunto Alcazaba-Gibralfaro seguirá teniendo los «precios más baratos de la ciudad y de otros monumento muy visitados en España». En este sentido, explicó que para la elaboración de las nuevas tasas se han tomado como referencia diez conjuntos arquitectónicos del país, como es el caso del Real Alcázar de Sevilla (con una entrada general de 9,50 euros), la Mezquita de Córdoba (10 euros), las murallas de Ávila (5 euros), el Acueducto de Segovia (9,20 euros) o la Catedral de Santiago (12 euros).

Asimismo, señaló que la entrada será gratuita los domingos por la tarde, mientras que las tarifas reducidas se aplicaran a los menores de 12 años, estudiantes, jubilados, personas con movilidad reducida, familias numerosas y desempleados. Gemma del Corral dijo que en esta remodelación se han tenido en cuenta las propuestas del resto de grupos de la oposición para la mejora del conjunto monumental y avanzó que ya han presentado este Plan de Mejoras al grupo municipal de Ciudadanos para recabar su apoyo.

Doblar la recaudación

Estos nuevos precios, que deberán pasar por pleno para su aprobación, tiene como objetivo doblar la recaudación del conjunto Alcazaba Gibralfaro que pasará de 1,3 millones de euros en la actualidad a más de 2,5 millones anuales, según las previsiones. Este aumento de recaudación se destinará íntegramente a la reinversión en el plan cuatrienal de reforma del monumento que contará con más de siete de millones de euros de presupuesto y contempla la implantación de nuevos servicios, como las visitas guiadas y nocturnas, la mejora de la señalización interior y en la propia ciudad del conjunto Alcazaba-Gibralfaro, y la oferta de audioguías.

Además, se pondrán en marcha servicios básicos, como la creación de una página web del monumento y la compra de entradas on line. Entre sus actuaciones más ambiciosas, el proyecto incluye reformas urbanas y arqueológicas de calado, como la restauración de la Coracha, la rehabilitación del barrio árabe de la Alcazaba –situado en la parte alta del monumento y clausurado actualmente al público–, y la conexión interna entre el palacio y el castillo de Gibralfaro para que los visitantes puedan transitar entre ambos espacios sin tener que salir del conjunto.

La concejala Gemma del Corral explicó que todas estas nuevas actuaciones se pondrán en marcha de «forma progresiva» en los próximos cuatro años, comenzando por el desarrollo de nuevos servicios, como la «página web, un plan de marketing para la promoción de los monumentos, la iluminación nocturna de su interior, la accesibilidad y la venta on line de entradas». En este sentido, dijo que la protección BIC del monumento implica el visto bueno de la Consejería de Cultura para algunas de estas actuaciones y anunció que ya se han reservado 100.000 euros para la redacción de los primeros proyectos de reforma del conjunto.

Según el Ayuntamiento, esta batería de novedades y mejoras servirán de «reclamo» para que la afluencia de público siga aumentado en el conjunto Alcazaba-Gibralfaro, cuyas visitas son mayoritariamente de extranjeros con un 66% del total. Además, otra de las medidas contempla poner los monumentos al servicio de entidades y empresas privadas para la celebración de eventos, que tendrán con coste de entre 200 y 3.000 euros.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos