Ciencias de la Comunicación: 25 años cultivando el espíritu crítico

La ceremonia contó con las intervenciones de los antiguos decanos de Ciencias de la Comunicación. :: fran acevedo/
La ceremonia contó con las intervenciones de los antiguos decanos de Ciencias de la Comunicación. :: fran acevedo

La Facultad cierra los actos por su aniversario en un acto que contó con la intervención de la periodista y activista Caddy Adzuba

AMANDA SALAZAR MÁLAGA.

Recuerdos, agradecimientos y mensajes reivindicativos entre los que no faltaron referencias a la importancia de los medios en la sociedad actual o al papel femenino en este sector. La Facultad de Ciencias de la Comunicación de la Universidad de Málaga (UMA) celebró ayer -solo un día antes del Día de la Libertad de Prensa, que se conmemora hoy- el acto central por su 25.º aniversario. La periodista y activista por los derechos humanos, Caddy Adzuba, Premio Príncipe de Asturias 2014, fue la invitada de honor y animó a los futuros periodistas a «luchar por cambiar las cosas», a hacer un periodismo de paz, no solo limitarse a contar lo que pasa. En un relato estremecedor en el que puso ejemplos de cómo la mujer es utilizada en su país, la República Democrática del Congo, «como un arma de guerra», explicó que mujeres periodistas como ella se han unido para denunciar estos ataques atroces, viajando por todo el mundo para dar voz a estas mujeres y ayudando al mismo tiempo a que ellas mismas pierdan el miedo a contar sus historias.

El rector de la UMA, José Ángel Narváez, fue el encargado de presidir el acto, en el que se mostraron vídeos para recorrer los distintos grados, departamentos e infraestructuras del centro, además de hacer un repaso por sus primeros años en Martiricos hasta llegar al edificio que ocupa hoy en Teatinos. También hubo un recuerdo especial para el recientemente fallecido profesor y articulista de SUR Antonio Garrido, que fue uno de los artífices de la creación de la Facultad, así como para la profesora también desaparecida Inmaculada Sánchez.

Durante el acto conmemorativo, también hablaron los antiguos decanos que en estos 25 años de historia han dirigido la facultad, Bernardo Díaz Nosty, Miguel de Aguilera o Juan Antonio García Galindo se refirieron al cambio que ha sufrido en estos años la Facultad. «Hoy en día los profesionales que salen de aquí siguen jugando un papel fundamental para la democracia y son el principal bastión en la defensa de la libertad de expresión», indicó por su parte García Galindo.

Adzuba denunció el uso de la mujer en la República Democrática del Congo como arma de guerra

También hizo balance la actual decana, Inmaculada Postigo, desde «aquel grupo de alumnos y profesores que arrancaron los estudios con más ganas que medios» hasta hoy, con «una facultad en constante renovación, adaptada al marco europeo y que se adapta a los cambios constantes que imponen las tecnologías». Aunque no todas fueron felicitaciones. Durante las intervenciones, se hizo referencia a la encrucijada de los medios en este momento, con los cambios que han provocado las redes sociales y la tecnología, la precarización laboral en el sector, la crisis de credibilidad o el intrusismo. Por eso, dijo Postigo, es necesario «salvaguardar los valores éticos que rigen nuestras profesiones» y cuestionarlo todo, cultivando el espíritu crítico de los alumnos.

En la ceremonia, que terminó con una actuación del músico El Kanka, se entregaron los Premios Comutopía a los mejores trabajos de los alumnos en los tres grados que se imparten en el centro. Del mismo modo, se reconoció a los trabajadores del Personal de Administración y Servicios por su papel «indispensable» en estos 25 años. Los jóvenes, por su parte, representados por Ana López García, presidenta del Consejo de Estudiantes de la Facultad, reivindicaron un papel más activo del alumnado.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos