Torremolinos solicita «un uso social» para el hotel Los Álamos, a subasta

El hotel permanece sin uso desde 2014, cuando la empresa que lo gestionaba quebró./SUR
El hotel permanece sin uso desde 2014, cuando la empresa que lo gestionaba quebró. / SUR

El Ayuntamiento propone la instalación de una residencia para ancianos o un albergue en parte de los terrenos que saldrán a la venta por 14,3 millones

Alberto Gómez
ALBERTO GÓMEZ

Torremolinos trata de cerrar un acuerdo con la Tesorería General de la Seguridad Social para instalar una residencia de ancianos en el antiguo Hotel Los Álamos, vacío desde 2014, cuando la empresa que lo gestionaba entró en concurso de acreedores. El inmueble y las fincas anexas son propiedad de la Seguridad Social, que en abril sacará a subasta los terrenos por 14,3 millones de euros. El Ayuntamiento ha propuesto que el hotel, una parte mínima de la superficie total, que supera los 80.000 metros cuadrados, tenga «un uso social». Aunque el Consistorio descarta hacerse cargo de la reforma del edificio por la deuda que arrastra, cercana a los 180 millones de euros, el Gobierno local ha planteado la posibilidad de que el antiguo hotel sirva como residencia pública o albergue para personas sin hogar.

El concejal de Bienestar Social, Pedro Pérez, recuerda que en Torremolinos solo hay trece plazas concertadas para ancianos en centros de día privados, por lo que solicitará ayuda a la Junta de Andalucía y la Seguridad Social para acometer el proyecto. «Ya solicitamos en su momento a la Tesorería General de la Seguridad Social la cesión de este espacio para su adecuación y uso municipal con el objetivo de cubrir necesidades sociales», explica Pérez. Las instalaciones del hotel, actualmente destrozadas por reiterados actos vandálicos, cuentan con 122 habitaciones, gimnasio, sala de reuniones, restaurante, jardines, pista de tenis, piscina y minigolf.

La subasta de los terrenos iba a celebrarse en noviembre, pero la Seguridad Social anuló el procedimiento «para incluir algunos datos en los pliegos». La nueva subasta ya ha sido publicada en el Boletín Oficial del Estado. El hotel, ubicado a la entrada de Torremolinos desde Málaga capital, a unos metros de la playa, presenta un aspecto ruinoso que ha alarmado a los vecinos en varias ocasiones por la acumulación de material inflamable y la cercanía de una gasolinera, una situación denunciada también por el Cuerpo de Bomberos. Todo el terreno, tasado por el Banco de España, es de titularidad pública. La Seguridad Social se vio obligada a contratar seguridad privada para evitar las okupaciones y los continuos actos vandálicos que llegaron a provocar varios incendios y más de una veintena de detenciones.

Inversores

Por el momento hay varios inversores interesados en adquirir los terrenos, aunque la Seguridad Social prefiere mantener cautela. La superficie está compuesta por cinco inmuebles y siete parcelas catastrales. La finca donde se levanta el hotel suma 15.478 metros cuadrados. Una segunda finca colindante con la anterior y únicamente separada por una futura vía que se abrirá tras su presumible cesión al Ayuntamiento dispone de 3.932 metros cuadrados. Hay que añadir otro terreno de 18.439 metros cuadrados sin construir y que el Plan General de Ordenación Urbanística (PGOU) clasifica como suelo urbano consolidado para uso residencial, comercial y hotelero. Otra parcela tiene 1.903 metros, también sin construir y calificada como suelo urbano consolidado. Las tres otras parcelas suman casi 39.000 metros cuadrados.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos