El Ayuntamiento de Torremolinos prohibirá la publicidad machista en cualquier soporte mediante una ordenanza pionera

El Consistorio sancionará los anuncios que incluyan mensajes sexistas, difundan roles de género y presenten el cuerpo de la mujer como un objeto

Alberto Gómez
ALBERTO GÓMEZ

Torremolinos no quiere imágenes machistas en sus calles. El Ayuntamiento constituyó ayer la mesa técnica encargada de redactar la ordenanza que prohibirá la publicidad sexista en cualquier soporte. Se trata de una iniciativa pionera consensuada entre grupos políticos, administraciones, asociaciones de mujeres y la Universidad de Málaga. Aunque varios municipios españoles regulan ya la publicidad para evitar mensajes o imágenes machistas a través de normas generales o en sus bandos de convivencia ciudadana, Torremolinos será la primera localidad que lance una ordenanza específica sobre este asunto, según informaron ayer fuentes municipales.

El Consistorio retirará cualquier anuncio que difunda estereotipos machistas y roles de género al entender que estas herramientas suponen una forma de violencia contra las mujeres. De este modo, y en sintonía con las peticiones de las asociaciones feministas, estará prohibida la publicidad que fije estándares de belleza como sinónimo de éxito, reduzca los objetivos vitales de las mujeres a patrones estéticos o domésticos o presenten el cuerpo femenino como espacio de imperfecciones que hay que corregir, según detalló ayer la concejala de Igualdad, Aída Blanes. También serán revisados los anuncios que utilicen lenguaje excluyente o peyorativo hacia las mujeres o las sitúe en una posición de inferioridad o dependencia.

Con esta ordenanza, Torremolinos da un paso más en su política integradora y en su objetivo de combatir la discriminación hacia los colectivos más vulnerables y atacados. La violencia machista, objeto de un reciente pacto de Estado en el Congreso de los Diputados, es definida por la ONU como aquella que se ejerce contra las mujeres por su género, siendo «consecuencia de la discriminación que sufren tanto en las leyes como en la práctica, y de la persistencia de desigualdades».

La coordinadora del Instituto Andaluz de la Mujer (IAM), María del Carmen Moreno, valora la iniciativa municipal, que incluirá sanciones aún por definir contra este tipo de publicidad. La mesa técnica incide en que la ordenanza velará por garantizar la dignidad de las mujeres y establecer mecanismos que hagan cumplir el principio constitucional de igualdad.

Fotos

Vídeos