Torremolinos hizo pagos a un único abogado en concepto de servicios jurídicos externos

Torremolinos hizo pagos a un único abogado en concepto de servicios jurídicos externos

Intervención detecta «una irregularidad grave» y denuncia que existen diferentes facturas pertenecientes a los mismos procedimientos

Alberto Gómez
ALBERTO GÓMEZ

El Ayuntamiento de Torremolinos ha pagado más de 1,3 millones de euros a un único abogado en concepto de servicios jurídicos externos desde 1995, cuando entró a gobernar el PP con mayoría absoluta. Así consta en un informe del interventor municipal, que considera que muchos de estos pagos constituyen una «irregularidad grave» debido a que la única documentación existente para justificarlos «es la petición del abogado con el visto bueno del anterior alcalde (Pedro Fernández Montes), una orden de pago y el recibí del interesado». Los pagos se realizaban mediante cheques y desde el Ayuntamiento han detectado que aún quedan importes pendientes de abonar desde 2001.

En un informe, el interventor relata que «varios funcionarios» de su área han dedicado «meses de trabajo» a casar las provisiones de fondos con las facturas emitidas y destaca que le ha «llamado la atención» que existan diferentes facturas pertenecientes a los mismos procedimientos legales. En otros casos «no se encuentra justificante» de estos pagos. Antes de abandonar su cargo en el Ayuntamiento de Torremolinos para desempeñarlo en la Mancomunidad de Municipios de la Costa del Sol Occidental, el interventor puso el caso en manos de la secretaria municipal «para que emita un informe a los efectos que legalmente procedan». Revisados los hechos, la primera teniente de alcalde y concejala de Economía, Maribel Tocón (PSOE), presentará en el pleno que tendrá lugar mañana una moción para iniciar los trámites pertinentes destinados «a determinar las posibles responsabilidades que pudieran existir».

En la comisión informativa, el PSOE e Izquierda Unida apoyaron la moción, el PP votó en contra y Ciudadanos y Costa del Sol Sí Puede se abstuvieron, aunque la posición definitiva de los grupos municipales no se sabrá hasta mañana. En caso de que todos los partidos mantengan el voto emitido en la comisión informativa, la propuesta para investigar el caso y depurar posibles responsabilidades será tumbada.

El abogado reconoce que el Ayuntamiento «jamás había puesto reparo alguno al pago de mis honorarios» hasta 2017, cuando el por entonces interventor detectó lo que considera «irregularidades». En el escrito remitido al Consistorio, al que este periódico ha tenido acceso, el abogado relata la «mecánica de funcionamiento» durante los 20 años en que gobernó el PP: asistía al Ayuntamiento «tres o cuatro veces por semana» y era Fernández Montes «quien solicitaba mis servicios bien para realizar un informe, para contestar un requerimiento, para presentar un escrito o personarme en un procedimiento».

Reuniones frecuentes

Tras estas frecuentes reuniones, el letrado recuerda que presentaba un presupuesto: «Si el alcalde aceptaba el presupuesto, simultáneamente al pago se libraba una factura por tal importe. Abonada la provisión, si el asunto se transformaba en complejo se solicitaba una ampliación de provisión de fondos, librándose una nueva factura, y así sucesivamente».

La concejala de Economía propondrá mañana en el pleno iniciar los trámites «para determinar posibles responsabilidades»

El abogado, designado asesor por el PP en pleno, alega que los pagos están justificados «porque he intervenido como profesional en todos los procedimientos» por los que se emitieron facturas. Entre ellos destaca la batalla legal que el Ayuntamiento de Torremolinos mantuvo durante más de dos décadas contra el de Málaga y por la que, tras acabar perdiendo, debe pagar a la capital 9,8 millones por los servicios prestados durante la segregación y otros 15 millones aproximadamente en concepto de intereses.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos