El parque de Bomberos de Benalmádena incorpora dos vehículos para la sierra y la playa

Alberto Gómez
ALBERTO GÓMEZ

El Ayuntamiento de Benalmádena anunció ayer la compra de dos vehículos ligeros para ampliar el parque móvil de Bomberos. Ambos coches, financiados con 49.000 euros procedentes de los fondos de la Unión Española de Entidades Aseguradoras (Unespa), tienen motores con suficiente potencia para poder circular por la sierra y las playas. Con esta adquisición, el parque móvil de Bomberos de Benalmádena suma ya siete vehículos: tres autobombas, una autoescalera, un vehículo de salvamento y dos vehículos ligeros para el transporte de personal. Recientemente se incorporó un vehículo autobomba urbano ligero para actuaciones en calles estrechas del casco urbano o incendios menores, con capacidad para 1750 litros y una inversión de 264.000 euros, también procedentes de los fondos Unespa.

El alcalde, Víctor Navas, confía en «seguir atendiendo las demandas» de los Bomberos, que reclaman desde hace años la construcción de un nuevo parque de bomberos, que estará ubicado entre la avenida del Cosmos y Cerros del Viento, y el incremento del número de efectivos. «Al acceder al gobierno municipal en junio de 2015 nos encontramos una situación insostenible en este servicio, porque el parque y su dotación de vehículos padecían carencias técnicas que nos hemos esforzado por solucionar modernizando la flota de vehículos y el material para la extinción de incendios», explicó ayer el concejal de Seguridad, Javier Marín, durante la presentación de los dos nuevos vehículos todoterrenos.

Fotos

Vídeos