Once barcos quitanatas mantendrán limpias las playas de la Costa del Sol

Los barcos partirán de los puertos de la Costa del Sol. / A. G.

Los residuos recogidos serán analizados para elaborar un estudio que permita trazar una estrategia para garantizar la calidad del agua

Alberto Gómez
ALBERTO GÓMEZ

::Once barcos quitanatas trabajarán este verano para mantener limpias las playas de la Costa del Sol Occidental. Las embarcaciones, pertenecientes a la Mancomunidad de Municipios, recorrerán el litoral «de forma constante», hasta las seis millas náuticas, para prevenir que las manchas lleguen a la zona de baño. Los barcos retirarán las natas también de la bocana de los puertos. El servicio tendrá un presupuesto de unos 380.000 euros y contempla la movilización de otros barcos disponibles en caso de emergencia. La presidenta de la Mancomunidad, Margarita del Cid, destacó que los barcos no tendrán ningún coste para los ayuntamientos y anunció que la adjudicataria del servicio es la empresa FCC. Del Cid recordó que la provincia prevé recibir catorce millones de visitantes este año, la mayoría a la Costa del Sol, por lo que la prevención «resulta fundamental» para mantener las playas limpias.

Los residuos recogidos del mar se depositarán en siete contenedores repartidos por la costa, de siete metros cúbicos de capacidad cada uno. La Mancomunidad trabajará con la Universidad de Málaga y las empresas de aguas de la provincia para elaborar un estudio sobre los residuos recogidos, aunque Del Cid sostiene que, de momento, no se están produciendo vertidos de ningún emisario. Torremolinos y Benalmádena disponen, además, de un barco en propiedad que utilizaron el año pasado de forma coordinada. La primera teniente de alcalde de Torremolinos, Maribel Tocón, asegura que esta embarcación seguirá saliendo al mar «como plan B» y recordó que la retirada de natas «es un servicio muy demandado que generará comodidad entre nuestros residentes y visitantes».

El servicio se prolongará hasta septiembre. Los barcos saldrán de los puertos de Manilva, Estepona, Banús, Marbella, La Bajadilla, Cabopino, Fuengirola y Benalmádena. El concejal de Seguridad de Benalmádena, Javier Marín, hizo un llamamiento a la responsabilidad «porque las natas se forman por una serie de productos que no podemos verter al desagüe».

Fotos

Vídeos