¿Qué hacer con 64 millones en Mijas?

¿Qué hacer con 64 millones en Mijas?

Un documento señala que esta es la cantidad que Mijas tiene en sus cuentas

Iván Gelibter
IVÁN GELIBTER

El Ayuntamiento de Mijas tiene 64 millones de euros en sus cuentas bancarias. Un documento filtrado ayer por el PP en las redes sociales daba cuenta de esta cifra, al tiempo que exigía una serie de obras para que se realizaran en el municipio con esta elevada cantidad; un extremo que, según el equipo de gobierno, no es posible llevar a cabo debido a diversas cuestiones.

El PP reclama una batería de actuaciones aunque desde el Ayuntamiento aclaran que el superávit es de 30 millones y no se puede gastar por la Ley de Estabilidad

Fuentes municipales consultadas por este periódico –que confirman que este arqueo general es correcto y que el documento es verídico– señalan que, en primer lugar, esta no es la cantidad de la que dispone a la práctica. «Calculamos que el superávit real que tendremos a finales de año será de la mitad, unos 30 millones», señalaron; una cifra que ya fue adelantada por SUR hace unas semanas.

Esta resta se debe a que aún quedan compromisos a los que hacer frente hasta que acabe el ejercicio. El primero de ellos son las nóminas de los empleados municipales;que asciende a unos 2 millones de euros mensuales, que hasta finales de 2017 ascenderá por tanto hasta los 6 millones en total.

De esos 58 restantes –procedentes de los impuestos recaudados a lo largo del año– unos 28 están comprometidos en el presupuesto, calculando que quedarán 30 millones en las arcas públicas. «Lo importante es que la deuda es 0», aseguran estas fuentes; una realidad que no se repite en la mayoría de los grandes municipios de la provincia.

A pesar de que con la cantidad de 30 millones sí se podrían realizar una serie de actuaciones, desde el equipo de gobierno advierten de que es una «irresponsabilidad» gastarlo a la ligera, entre otras cuestiones porque la Ley de Estabilidad Presupuestaria no lo permite. «Ese es el problema que tenemos; la ley no nos permite gastar el dinero en lo que queramos, independientemente de que no haya deuda y tengamos superávit», apuntan. Estas fuentes señalan que lo único a lo que se puede recurrir es a las obras financieramente sostenibles, o lo que es lo mismo, actuaciones que no precisen de un mantenimiento futuro. «Es decir –aclaran– se podría arreglar una calle con ese dinero, pero no se podría construir una biblioteca, una piscina, o un parking».

Pese a ello, desde el PP de Mijas llevan varias semanas protagonizando una campaña en la que exigen que esos 60 millones (que en realidad son 30) se gasten en diferentes obras –algunas de las cuales precisan de mantenimiento, como la residencia de mayores–, una exigencia que repitieron ayer tras filtrar el citado arqueo de las cuentas municipales de Mijas.

Temas

Mijas

Fotos

Vídeos