Miembros del PP de Mijas presentan alegaciones y bloquean el presupuesto al menos un mes

El bloqueo de los presupuestos tiene las obras paradas, así como las ayudas sociales. :: i. gelibter/
El bloqueo de los presupuestos tiene las obras paradas, así como las ayudas sociales. :: i. gelibter

La esposa de Ángel Nozal y cuatro excargos de confianza presentan unos escritos que el gobierno califica de «malintencionados»

Iván Gelibter
IVÁN GELIBTER

La estrategia de oposición del Partido Popular en Mijas ha dado esta semana una nueva vuelta de tuerca, y mediante el uso de una estrategia legal han conseguido que la entrada en vigor de los presupuestos en la localidad costasoleña se retrase al menos un mes, lo que compromete no solo las obras de infraestructuras, que están paradas, sino todos los programas de ayudas sociales.

Tal como ha podido saber SUR, que ha tenido además acceso a los documentos oficiales, miembros del PP de Mijas (que no son concejales) han presentado cinco alegaciones a estas cuentas públicas aprobadas hace aproximadamente un mes, por lo que ahora deberán ser estudiadas por la Intervención municipal y posteriormente llevadas a pleno para su toma en consideración, o en su caso, ser rechazadas. Lo llamativo de estas cinco alegaciones son precisamente los firmantes. La primera de ella está presentada por Pascale Michelle van Gaalen, la esposa del exalcalde de Mijas y actual portavoz del PP, Ángel Nozal. El resto, las firman excargos de confianza, como el antiguo responsable de comunicación del Consistorio, José Luis Jiménez Navarrete; así como Daniel Gómez Teruel; o el miembro de la ejecutiva local, Alberto Millán.

A la hora de presentar alegaciones al presupuesto, existen dos formas de hacerlo. En el caso de que lo haga un partido político, lo habitual es que se produzcan a través de los ediles, que en el caso de los populares, cuentan con nada menos que 11. En este caso, los concejales cuentan con 15 días para presentar dichas alegaciones a partir de su publicación en el boletín oficial. Tal como ha podido contrastar SUR, ninguno de estos 11 ediles presentaron ninguna alegación con este formato.

La segunda forma de participar en el proceso es que las presenten ciudadanos particulares. De esta manera, el plazo no es de 15 días desde la publicación, sino de un mes. Según los documentos que obran en poder de este periódico, las cinco alegaciones de estos miembros del PP se presentaron el último y el penúltimo día de este mes de plazo, por lo que no fueron trasladados a Intervención para su estudio hasta esta misma semana.

Diez días de plazo

Ahora, la administración tiene 10 días para resolver. Sin embargo, aunque el Ayuntamiento resuelva las alegaciones, éstas deben votarse en el próximo pleno ordinario, que no tendrá lugar hasta el último jueves de marzo. En cuanto a la toma en consideración, dicha votación debe realizarse siguiendo la propuesta del interventor. Fuentes consultadas sostienen a este respecto que ninguna de ellas cumple con la tasado en la ley, por lo que se prevé que no salgan adelante.

Desde el equipo de gobierno de Mijas, formado por Ciudadanos y por el PSOE, sostienen que se trata de una «maniobra dilatoria» del PP para evitar que los presupuestos entren en vigor y paralizar el inicio de las obras, prestaciones sociales, y otros conceptos que no se pueden llevar a cabo. «Se intenta que no se gestione, van contra los mijeños solo por intereses políticos», sostuvo el portavoz del Cs, Andrés Ruiz. «De esta manera Servicios Sociales no puede dar la ayudas, y al mismo tiempo inician una campaña para quejarse de ello. Es puro cinismo, una maniobra partidista y malintencionado, usando incluso a la mujer de Nozal»; un extremo en el que coincidió el edil de Hacienda, Roy Pérez, que afirmó que frente a esta actitud desde el gobierno de Mijas van a seguir trabajando «para dar respuesta a las necesidades de la ciudadanía». Una vez más, SUR intentó recoger la versión oficial del PP de Mijas, que se negó a ofrecer ninguna explicación.

Temas

Mijas

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos