Marisqueros de Torremolinos denuncian que los socorristas les impiden faenar hasta el mediodía

Marisqueros de Torremolinos denuncian que los socorristas les impiden faenar hasta el mediodía

Los auxiliares de playas solicitan el cese de la actividad por la mañana pese a que un convenio permite capturar coquinas hasta las 12.00 horas

Alberto Gómez
ALBERTO GÓMEZ

Salen a faenar sin que aún haya salido el sol, pero ni siquiera los madrugones impiden la reducción de las jornadas de trabajo de los pescadores en verano, cuando cientos de miles de turistas abarrotan las playas de la Costa del Sol. Los marisqueros que desarrollan su actividad en Torremolinos y Benalmádena, especializados en la recogida de coquinas y chirlas, se enfrentan a un recorte añadido en su horario, según denuncia la Federación de Cofradías de Pescadores de Málaga. Su presidente, Miguel Ángel Carmona, asegura que los socorristas de ambos municipios exigen la retirada de las embarcaciones antes del mediodía, hora acordada para que los pescadores abandonen su actividad.

Los marisqueros malagueños mantienen desde 2004 un convenio con la Subdelegación del Gobierno central que regula la actividad de sus embarcaciones. El documento, remitido a todos los ayuntamientos de municipios costeros de la provincia y también conocido por Capitanía Marítima y la Guardia Civil, recoge que este tipo de pesca «no afecta a la seguridad de los bañistas si se realiza en los horarios en los que no existe afluencia» elevada, por lo que permite el acceso a los caladeros de coquinas hasta las 12.00 horas.

Torremolinos envió ayer una circular a sus socorristas para que autoricen faenar hasta la hora fijada

Carmona incide en que el convenio fue firmado «de forma voluntaria» por los pescadores con el objetivo de no perjudicar al sector turístico y recuerda que la Junta de Andalucía permite la captura de coquinas y chirlas desde las cinco de la mañana hasta las seis de la tarde: «En verano nos retiramos al mediodía para no interferir en el baño, pero que nos pidan dejar la playa una hora antes del horario fijado resulta un abuso». Aunque pertenecen a empresas diferentes, los socorristas de Torremolinos y Benalmádena comienzan a trabajar a las once de la mañana y en la mayoría de casos llegan un rato antes para prepararse. «A veces nos exigen que dejemos de faenar a las diez y media de la mañana. En otros sitios, como Marbella o Fuengirola, no tenemos problemas, no sé qué ocurre con estos dos municipios».

Desde las Áreas de Playa de ambas localidades admitieron ayer desconocer el problema. El Ayuntamiento de Torremolinos contactó con sus socorristas, que alegaron que solicitan la retirada de los marisqueros para no comprometer el baño ni el descanso de vecinos y turistas, que en algunas ocasiones se quejan de la cercanía de las embarcaciones. Fuentes municipales afirman que la empresa adjudicataria del servicio envió ayer mismo, tras conocer el asunto, una circular interna para notificar a los vigilantes que los pescadores tienen permiso para faenar hasta el mediodía.

La posición de los marisqueros varía en función del día: «A veces estamos a 200 metros de la orilla y en otras ocasiones, a 30 metros o a uno solo, pero no ponemos en peligro a ningún bañista». Este tipo de pesca está regulada por la Junta, que establece medidas como fijar tallas mínimas y épocas de veda (fijas o estacionales), implantar cupos de captura máxima o prohibir la pesca o tenencia de determinadas especies.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos