Los chiringuitos preparan inversiones millonarias para mejoras y renovaciones

Expoplaya reúne en Torremolinos a empresarios y representantes de las administraciones. /SUR
Expoplaya reúne en Torremolinos a empresarios y representantes de las administraciones. / SUR

El sector, que prevé iniciar las obras a partir de septiembre de forma escalonada, analiza hoy en Expoplaya la situación de sus concesiones

Alberto Gómez
ALBERTO GÓMEZ

Los chiringuitos malagueños están más cerca de ejecutar las inversiones millonarias previstas en obras de reforma y modernización. El sector analiza hoy en la tradicional exposición de hostelería y artículos de playa Expoplaya, que tiene lugar en el Palacio de Congresos de Torremolinos, la situación de sus expedientes y concesiones administrativas. La cita, que suma más de cuarenta ediciones, será inaugurada por el consejero de Turismo, Francisco Javier Fernández; el alcalde de Torremolinos, José Ortiz, y el presidente de las Federaciones Española y Andaluza de Empresarios de Playa, Norberto del Castillo. Además de presentar las novedades relacionadas con las instalaciones y los artículos del segmento de sol y playa, la jornada contempla mesas de debate y jornadas técnicas donde se debatirá la remodelación de estos establecimientos y la aplicación de la Ley de Costas.

Una cita con más de 40 años de historia

Expoplaya está concebida como foro de encuentro de los empresarios del sector, sus empresas proveedoras y representantes de las administraciones públicas. En una sola jornada, la cita torremolinense reúne cada año en su exposición comercial a cerca de 70 empresas que presentan sus productos, servicios y soluciones eficientes para chiringuitos, tanto en instalaciones como equipamientos, abastecimientos y soluciones tecnológicas. La mayoría de compañías que acuden a la muestra pertenecen a la gastronomía y los sectores de seguridad y hamacas y sombrillas. La exposición se ha consolidado durante estas últimas cuatro décadas como un espacio de colaboración público-privado que contribuye a la mejora de la rentabilidad de los recursos de los locales a pie de playa y del resto de empresas relacionadas con el sector, uno de los principales motores económicos de Andalucía y el que mejor ha sorteado los envites de la crisis. Las concesiones administrativas de los chiringuitos ha sido el asunto que ha marcado las últimas ediciones de la cita turística. Los profesionales del sector recuerdan que sus establecimientos aportan el añadido de ofrecer las playas «como espacio gastronómico de ocio y diversión».

El presidente de la Asociación de Empresarios de Playas de la Provincia de Málaga-Costa del Sol (Aeplayas), Manuel Villafaina, asegura que las obras comenzarán entre septiembre y octubre, una vez concluida la temporada alta, y se realizarán de forma escalonada «para no cerrar todos a la vez y dejar desatendido el servicio». Los principales trabajos consistirán en cerramientos, modernización de infraestructuras, retirada de aluminio, obras de accesibilidad, mejoras en los aseos y acristalamiento. Villafaina explica que, salvo alguna excepción, todas las concesiones han sido ya tramitadas, un objetivo que el sector llevaba años reclamando. Tras el plazo de exposición pública, los propietarios de los chiringuitos deben aceptar o no esas concesiones, por valor de quince años y posibilidad de renovar durante otros quince, y entonces se daría paso a un último trámite en Costas cuya duración no superará los tres meses.

Ya con las concesiones, los dueños de estos establecimientos a pie de playa contarán con la tan ansiada seguridad jurídica que solicitaban para afrontar inversiones. Las obras, según estimaciones de la patronal, podrían superar los cien millones de euros en la Costa del Sol. El siguiente trámite por parte de los empresarios tendría ya carácter municipal: serán los ayuntamientos los que den luz verde a las licencias de obra. La costa malagueña cuenta con cerca de 400 chiringuitos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos