Benalmádena aprueba un plan de choque para La Paloma tras las quejas vecinales

El parque contará con un recinto para la creciente población de gallinas del parque./Alberto Gómez
El parque contará con un recinto para la creciente población de gallinas del parque. / Alberto Gómez

El Ayuntamiento invierte más de 155.000 euros en la mejora del parque, uno de los grandes reclamos turísticos de la localidad y su mayor pulmón verde

Alberto Gómez
ALBERTO GÓMEZ

El parque de La Paloma, gran pulmón verde de Benalmádena, mejorará su imagen en los próximos meses. Tras las críticas recibidas por parte de vecinos y comerciantes por el mal estado de parte de sus instalaciones, el Ayuntamiento ha aprobado una partida de 155.000 euros para reforzar el mantenimiento de este enclave, al que cada día acuden miles de personas. La inversión está siendo destinada a la sustitución de mobiliario deteriorado, el aumento de bancos y papeleras, la adaptación a la normativa de prevención de legionela, la colocación de bordillos y la instalación de riego por goteo en la zona de cactus y la adquisición de ejemplares para las tres colecciones botánicas del parque: bambúes, suculentas y palmeras. El Consistorio también ha ordenado el arreglo de las zonas infantiles, que incumplían la normativa de seguridad, y ha reforzado la vigilancia durante los fines de semana.

El parque también cuenta con nuevas placas informativas sobre sus esculturas y rincones especiales. Desde el Área de Parques y Jardines, coordinada por el concejal Joaquín Villazón (PSOE), se ha atendido igualmente la petición vecinal de controlar la creciente población de gallinas, para las que se está construyendo un recinto. El edil socialista detalla que los técnicos municipales también están realizando reparaciones y adaptaciones en los servicios públicos, el almacén y la zona de Personal y sustituirán la solería dañada, además de reparar las cubiertas para instalar placas solares y una zona de reciclaje. Los trabajos para reforzar el mantenimiento del parque comenzaron el mes pasado y se prolongarán durante las próximas semanas.

El parque de La Paloma, que cuenta con más de 200.000 metros cuadrados, fue elegido en 2014 como uno de los mejores veinticinco parques de Europa por los usuarios de la página web TripAdvisor, pero los recortes aplicados en los últimos años a la limpieza y el mantenimiento de las zonas verdes públicas han mermado su imagen. El estado de las instalaciones lleva meses siendo objeto de críticas y denuncias administrativas por parte de vecinos y comerciantes, hasta el punto de que en la Casa de la Cultura se han registrado varios escritos de queja por la falta de limpieza, la presencia de árboles secos o el deterioro de los aseos. El PP y Vecinos por Benalmádena, en la oposición, también han mostrado su malestar en varias ocasiones por la progresiva reducción de los trabajos de mantenimiento del parque, uno de los grandes reclamos de la localidad costera.

Recortes en el contrato

Los recortes aplicados por el Ayuntamiento al contrato establecido con Fomento de Construcciones y Contratas (FCC), la empresa adjudicataria de los servicios de mantenimiento de los parques y jardines municipales, provocaron numerosos problemas con la plantilla y un evidente deterioro de las zonas verdes públicas. La coalición de Gobierno ha incrementado este año en 360.000 euros la partida presupuestaria destinada al mantenimiento de los parques y jardines, una medida que servirá para mejorar sus instalaciones después de que el contrato sufriera recortes por valor de más de un millón de euros. Estos ajustes propiciaron que FCC destinase a trabajadores de Benalmádena a otras localidades y suprimiese actuaciones en colegios públicos, zonas para perros (‘pipicanes’) y cementerios, además de reducir la frecuencia de mantenimiento en labores de podas, recebados, aireaciones y limpieza de los parques y jardines.

Las tensiones entre la plantilla, FCC y el Ayuntamiento parecen haber remitido, aunque tanto Costa del Sol Sí Puede como Izquierda Unida, miembros de la coalición presidida por el PSOE, se muestran partidarios de municipalizar el servicio alegando que supondría un ahorro para las arcas municipales al suprimir el IVA y los beneficios empresariales. Aunque esta opción llegó a plantearse en el pleno por parte del partido instrumental de Podemos, el Consistorio decidió mantener el contrato con FCC y aumentar las partidas destinadas a las zonas verdes públicas.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos