Avistan un tiburón en Fuengirola y prohiben el baño durante más de cuatro horas

Tiburón visto en una playa de Fuengirola. / SUR

Los bañistas alertaron de la presencia de una tintorera de unos tres metros en la playa de Torreblanca, aunque no pudo ser localizada

ALVARO FRÍAS , JUAN CANO y JUAN SOTOMálaga

El avistamiento de un tiburón de unos tres metros de longitud provocó ayer la alarma en todo el litoral de Fuengirola durante uno de los primeros días de playa del año. La presencia de un escualo de la especie tintorera, también conocido como tiburón azul, obligó a las autoridades a prohibir el baño durante más de cuatro horas en la localidad.

La señal de alarma la dieron unos bañistas a las 12.15 horas, quienes alertaron de la presencia de un tiburón en la zona de Torreblanca a apenas unos metros de la orilla. Tras el aviso remitido al servicio de emergencias 112 Andalucía y la proliferación de diferentes vídeos por las redes sociales, la Guardia Civil desplegó una patrullera para localizarle, aunque al cierre de esta edición no había sido encontrado.

La presencia del tiburón obligó a los bañistas a salirse del agua y a colocar la bandera roja en el litoral, una situación que se mantuvo hasta cerca de las 17 horas, cuando tornó en amarilla. Según diferentes informaciones, los agentes estuvieron tratando de localizar al escualo durante toda la jornada para llevarlo a alta mar, aunque no fueron capaces de encontrarlo.

Desde que se dio el primer aviso, el Servicio de Emergencias 112 Andalucía recibió otras dos llamadas similares. La primera de ellas, a mediodía, alertaba del avistamiento de otro tiburón en la playa de Los Boliches, aunque consideraron que podría tratarse del mismo. Ya por la tarde, pasadas las 20.30 horas, otro bañista llamó desde Playamar para afirmar que creía haber visto al tiburón, aunque esta información no pudo ser contrastada por los agentes.

Tras conocer la noticia, desde el Aula del Mar detallaron que la aparición de tintoreras o tiburones azules no es algo extraordinario en la costa malagueña. Juan Jesús Martín, biólogo y director del Aula del Mar-Museo Alborania, explicó que esta especie es la única que se acerca a la costa de forma natural sin necesidad de una causa extraordinaria. «No es lo habitual, pero puede pasar», explica. Detalla que es una de las más de 20 especies que viven en el Mar de Alborán y que ocasionalmente es vislumbrada en la costa sin necesidad de estar herida ni a punto de morir –como sí ocurre con otras especies–. No obstante explicó que pese a sus constantes acercamientos «nunca en la historia ha habido interacción con los bañistas».

Casos todos los años

Tanto es así que todos los años se produce algún caso de este tipo en Málaga. El año pasado por esta misma fecha la playa de El Castillo de Fuengirola fue desalojada ante la posible presencia de un tiburón, mientras que el año anterior el aviso se produjo en la playa de Santa Amalia, también en la misma localidad costera, en donde la llamada de tres bañistas al 112 obligó a poner la bandera roja y a prohibir el baño en la zona.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos