Diario Sur

La regularización de las ordenanzas deja en el aire una subida en los recibos del IBI

Imagen del pleno de julio, cuando se aprobó el plan de subvenciones que aún no se ha concretado.
Imagen del pleno de julio, cuando se aprobó el plan de subvenciones que aún no se ha concretado. / A. G.
  • La anulación de las ayudas ilegales concedidas durante años obliga a la corporación a concretar el plan de subvenciones antes de 2017

La detección de prácticas irregulares por parte del Ayuntamiento de Torremolinos en relación a las subvenciones aplicadas durante años a impuestos como el IBI o el IAE ha provocado la reciente regularización de las ordenanzas y la anulación de las tasas consideradas ilegales. Este escenario deja en el aire una posible subida en los recibos del próximo año. Desde el PSOE, que gobierna en minoría, aseguran que el plan de subvenciones «paliará» la anulación de las ayudas ilegales, pero lo cierto es que la corporación aún no cuenta con un calendario para poner en marcha esta estrategia, aprobada por unanimidad en la sesión plenaria de julio.

Paradójicamente, fue la portavoz del Partido Popular, Margarita del Cid, en la oposición, quien presentó una hoja de ruta para que la primera reunión de la mesa de trabajo que se encargará de la elaboración del plan de subvenciones no se postergue más allá de la segunda quincena de noviembre y que en un plazo máximo de seis semanas haya una propuesta firme que trasladar a pleno. La enmienda del PP fue aprobada por todos los grupos municipales salvo Izquierda Unida. El Gobierno local tenía previsto mantener la ayuda al Impuesto de Bienes Inmuebles este año, tal como anunció en verano, pero se ha visto obligado a rectificar después de que el secretario municipal y el Defensor del Pueblo avalasen la petición de la Abogacía del Estado, que en febrero presentó un recurso contencioso-administrativo contra el Ayuntamiento por la modificación de la ordenanza reguladora del IBI, así como una medida cautelar de suspensión de la ejecución del artículo que hace referencia a las subvenciones de esta tasa en varios supuestos.

Ayudas ilegales

En su escrito, el abogado del Estado sostiene que estas bonificaciones no están contempladas en la normativa estatal reguladora del IBI «con la inherente lesión al principio de capacidad tributaria». La modificación fue aprobada por el Gobierno socialista, aunque estas ayudas irregulares fueron introducidas por el PP hace más de doce años. Además, el equipo presidido por el exalcalde, Pedro Fernández Montes, subió el IBI de Torremolinos hasta el 1,16 por ciento, el tipo máximo permitido por ley en España. La concejala de Economía, Maribel Tocón, acusa a los populares de haber «hipotecado» el futuro de los vecinos, ya que el plan de ajuste «impide bajar el tipo impositivo». Por su parte, Costa del Sol Sí Puede recuerda que el PSOE ya bajó el IBI el año pasado hasta el 0,98 por ciento: «Si no se puede bajar el tipo ahora, tampoco se podía hace unos meses cuando se hizo».

Como el PSOE, Izquierda Unida también carga contra el anterior equipo de Gobierno, al que achaca «haber subido el IBI hasta el tipo más alto del país para luego inventarse una subvención injusta e ilegal con el único objetivo de aumentar su red clientelar». La situación, enfangada por las irregularidades cometidas de forma continuada durante años, provocará un considerable aumento en los recibos del IBI del próximo año a menos que el plan de subvenciones esté aprobado en tiempo y forma, algo que aún resulta una incógnita. Tanto el Gobierno como la oposición forman parte de la mesa de trabajo que intentará trazar una estrategia para, dentro de la legalidad que no se ha respetado en los últimos años, sacar adelante las ayudas que impidan un aumento en las facturas del IBI. De lo contrario, los vecinos pagarán caro los errores municipales cometidos en materia económica.