Diario Sur

El reventón de una tubería inunda un hotel y provoca cortes de agua en Benalmádena

fotogalería

Espectacular imagen del interior del hotel. A. G.

  • La fuga, que alcanzó varios metros de altura, produjo grandes manchas en el mar y la evacuación de algunas zonas, sin que hubiera heridos

El reventón de una tubería de la red general de Acosol, responsable del abastecimiento de agua en la Mancomunidad de Municipios de la Costa del Sol Occidental, provocó ayer numerosos daños en el Hotel Los Patos, en Benalmádena. La rotura produjo un estallido de agua que llegó hasta la quinta planta del hotel, cuyo comedor tuvo que ser evacuado. Desde el Ayuntamiento aseguran que la avería producirá cortes de agua en toda la localidad costasoleña, salvo en el núcleo de Benalmádena Pueblo, durante dos o tres días.

Varios vehículos de la Policía Local y de los Bomberos se trasladaron hasta la zona para achicar el agua que inundaba el comedor y otras instalaciones del hotel. En Emabesa, la empresa municipal de aguas, aseguran que las reservas disponibles en su depósito se agotaron ayer por la tarde, horas después del incidente. Los técnicos de Acosol trabajan en la reparación de la avería, que no produjo heridos pese a que la cortina de agua alcanzó varios metros de altura y bastante potencia. El consejero delegado de Emabesa, Joaquín Villazón, envió un mensaje «de tranquilidad» asegurando que las viviendas que cuentan con aljibes propios no se verán afectadas por los cortes de agua.

La explosión también provocó grandes manchas en el mar como consecuencia de la salida del agua a través del Arroyo de la Vega. Desde el hotel confirman que no ha habido daños personales pero sí numerosos desperfectos que obligarán a cerrar algunas instalaciones durante varios días. Algunos vecinos captaron el reventón de esta tubería, que atraviesa Benalmádena hasta Málaga capital y tenía, según fuentes consultadas, más de treinta años de antigüedad.

El Hotel Los Patos Park cuenta con casi 300 habitaciones y capacidad para alojar a unas 600 personas. Desde hace años es conocido por su parque acuático con un galeón pirata, varios toboganes rectos dobles, deslizadores de tubo con giro, un lago infantil, cuatro piscinas, una serpiente marina, una ducha seta y otras atracciones. Tras el susto originado por el reventón, la intensidad del caudal de fuga descendió y en media hora se retornó a la normalidad, pudiendo los clientes volver a las instalaciones.

«El suministro está garantizado en la mayor parte del término municipal, ya que casi todas las viviendas cuentan actualmente con aljibes propios», aseguró Villazón. En las imágenes captadas por algunos vecinos se aprecia cómo la cortina de agua alcanza varios metros de altura y llega hasta las habitaciones de las primeras plantas del hotel. Los bomberos necesitaron varias horas para achicar el agua. La brutal fuga afectó sobre todo a la cocina, el comedor, la zona de hamacas, las instalaciones del parque acuático y, en menor medida, el hall.