Diario Sur

La Seguridad Social pondrá vigilancia permanente en el Hotel Los Álamos

  • El edificio, propiedad de la Tesorería General, permanece en estado ruinoso desde hace meses y ha sufrido varios incendios provocados

::Responsables de la Tesorería General de la Seguridad Social se comprometieron ayer, durante una reunión con el alcalde de Torremolinos, José Ortiz, a cerrar y asegurar el Hotel Los Álamos, objeto de actos vandálicos desde hace meses. La Seguridad Social, que contratará un servicio de vigilancia permanente, es propietaria de este edificio, que se encuentra en estado ruinoso desde que la empresa que lo tenía alquilado entrase en concurso de acreedores en 2014. Esta administración, dependiente del Gobierno central, ya ha iniciado los trámites para la venta del hotel mediante el plan de enajenaciones, que ha sufrido varios retrasos por problemas de ajuste al Plan Hidrológico de la Demarcación Hidrográfica de la cuenca mediterránea andaluza.

Los responsables provinciales de la Seguridad Social pusieron en conocimiento del Ayuntamiento el importe invertido en la protección del inmueble desde su toma de posesión, que asciende a más de 36.000 euros entre tapiado de puertas y ventanas y cerramiento de algunas partes del muro, colocación de tapas en arquetas, desbroce y retirada de alambradas, poda de plantas por ocupación de vía pública y construcción de un muro de hormigón. Desde la Seguridad Social anuncian que en los próximos días se llevará a cabo un cerramiento de la parcela mediante vallado y la puesta en marcha del servicio de vigilancia con el objetivo de evitar los continuos hurtos y la presencia de okupas en el edificio.

Un pequeño incendio registrado en el hotel a finales de agosto volvió a alertar sobre el estado de abandono del inmueble, situado a la entrada de Torremolinos desde Málaga, a escasos metros de una gasolinera. Trabajadores de la gasolinera colindante ya denunciaron en SUR semanas antes que en los últimos meses habían tenido que avisar «varias veces» a los Bomberos debido a incendios provocados en el interior del hotel. En abril, la quema de un colchón puso en pie de guerra a los vecinos, que reclaman a la Seguridad Social que se haga cargo del edificio «antes de lamentar males mayores». La Policía Local de Torremolinos también ha tenido que actuar en numerosas ocasiones en el inmueble, donde se han producido cerca de una veintena de detenciones en el último año por actos vandálicos. Los Bomberos alertaron en abril sobre el alto riesgo de incendio debido a la gran cantidad de material combustible que hay en el hotel.