Vélez-Málaga regenerará en tres años la playa de Mezquitilla con escombros reciclados

Vista de la playa de la Mezquitilla./SUR
Vista de la playa de la Mezquitilla. / SUR

La UMA, la Federación de Empresas Gestoras de Residuos, la Demarcación de Costas, la Junta y el Aula del Mar colaborarán en el proyecto europeo, valorado en 5 millones

Eugenio Cabezas
EUGENIO CABEZAS

Se siguen conociendo nuevos detalles del llamativo proyecto europeo que ha conseguido el Ayuntamiento de Vélez-Málaga para regenerar con residuos de la construcción una playa desaparecida del litoral veleño, la de Mezquitilla. El proyecto ‘Brick-Beach’ persigue la creación de una planta de tratamiento de residuos pétreos y de escombros en la capital de la Axarquía. El objetivo es emplear esos materiales en la regeneración de las playas, por lo que ha sido subvencionado con cuatro millones de euros por parte de la Unión Europea.

La concejala de Empresa y Empleo, María José Roberto (PA), explicó ayer nuevos detalles del proyecto pionero, englobado en el modelo de economía circular. La actuación, que se desarrollará en tres años, ha sido premiada y elegida en el marco de la iniciativa europea Acciones Urbanas Innovadoras (UIA). La propuesta del Ayuntamiento veleño ha sido seleccionada de entre 206 candidatos, y Vélez-Málaga y Fuenlabrada, en Madrid, han sido las dos únicas ciudades españolas que recibirán financiación dentro de este programa europeo.

Más información

Roberto detalló que gracias a esta iniciativa se conseguirán materiales con una granulometría óptima para la regeneración de playas y la primera en la que se actuará será en la desaparecida en el núcleo costero de Mezquitilla, donde las olas golpean directamente contra una barrera de rocas, junto a la antigua N-340.

La edil dijo que se acabará con los vertederos ilegales repartidos por el municipio y se transformarán los desechos en un activo económico. «Este proyecto permite dotar al municipio de una infraestructura para el tratamiento de residuos de demolición y construcción pionera no sólo en España, sino en toda Europa», añadió.

Dentro del marco del proyecto, se llevará a cabo la regeneración medioambiental de la playa de Mezquitilla, mediante la plantación de especies vegetales en la zona superior y la repoblación de praderas marinas. ‘Brick-Beach’ tiene un presupuesto de 5.050.300 euros, cofinanciados en un 80% por los Fondos Europeos de Desarrollo Regional (Feder), y para ejecutarse con éxito, en tres años contará con socios entre los que se repartirá el 20% de financiación restante.

Otras cuatro ciudades

El Consistorio veleño buscará en este proyecto experimental la colaboración del departamento de Ecología, Geología y Biología de la Facultad de Ciencias de la Universidad de Málaga, la Federación de Empresas de Gestión de Residuos de Construcción, la Junta de Andalucía, el Aula del Mar o la Dirección General de Costas, entre otros organismos.

El Ayuntamiento mantendrá además una estrecha colaboración y supervisión con la Comisión Europea, a través del Secretariado Permanente de la UIA, y la convocatoria Acciones Urbanas Innovadoras, que es el instrumento de la Comisión en materia de experimentación urbana.

Actualmente, sólo otras cuatro ciudades españolas forman parte de los proyectos europeos que son financiados a través de la UIA: Barcelona, con un proyecto sobre pobreza urbana; Bilbao y Madrid, con sendas iniciativas sobre trabajo y habilidades en la economía local; y Viladecans (Barcelona), con un trabajo sobre transición energética.

Fotos

Vídeos