Los vecinos de Rincón de la Victoria votarán cómo quieren que se termine el paseo marítimo

El futuro paseo marítimo de Torre de Benagalbón comprende una franja de 3,6 kilómetros, desde el arroyo de Granadillas hasta el de Santillán. /E. C.
El futuro paseo marítimo de Torre de Benagalbón comprende una franja de 3,6 kilómetros, desde el arroyo de Granadillas hasta el de Santillán. / E. C.

El Ayuntamiento saca a concurso la elaboración de los diseños, una campaña y el proceso participativo sobre el tramo de Torre de Benagalbón, en los que invertirá 42.350 euros

Eugenio Cabezas
EUGENIO CABEZAS

La zona de Torre de Benagalbón es una de las escasas franjas del litoral malagueño que aún no dispone de un paseo marítimo, contando únicamente con un carril terrizo, sin apenas servicios. Por este motivo, el Ayuntamiento lleva más de una década planteando a la Demarcación de Costas del Ministerio de Medio Ambiente la necesidad de ejecutar un proyecto para completar el trazado de todo el litoral, que ya dispone de paseos en La Cala del Moral y Rincón de la Victoria. En 2014 se elaboró el último proyecto, que contemplaba una inversión de casi 5 millones de euros.

Sin embargo, la iniciativa despertó un movimiento vecinal de rechazo, a través de la Plataforma Lirios de Mar, que el pasado año llegó a recoger más de 6.000 firmas en contra de la iniciativa planteada por el Gobierno central, al entender que destruiría uno de los últimos ecosistemas casi vírgenes del litoral malagueño, «con más cemento, muros y hormigón», aseguró el portavoz del colectivo, que agrupa a unas 600 personas, Antonio Trillo.

Como respuesta a este asunto «tan sensible» y que despierta opiniones tan encontradas en el municipio, según a los vecinos de qué núcleo de los cuatro que conforman Rincón de la Victoria se le pregunta, el equipo de gobierno bipartito, de PP y PA, con el apoyo de Ciudadanos en el Ayuntamiento ha decidido llevar a cabo una consulta vecinal para decidir el modelo de paseo que finalmente se llevaría a cabo. Así, tal y como anunció el alcalde, Francisco Salado (PP), a los pocos días de tomar posesión tras la moción de censura de junio de 2017, el Consistorio ha publicado el pliego para adjudicar el contrato de elaboración de los diseños posibles del futuro paseo, una campaña informativa a través de internet y las redes sociales y en una tercera y última fase, una votación.

El pliego, que puede consultarse en el perfil del contratante de la web municipal, establece un coste máximo de 42.350 euros para esta iniciativa de participación vecinal. «La idea es que la empresa ofrezca tres posibles modelos de paseo marítimo, uno más duro o tradicional, que es el que elaboró Costas en 2014, otro más blando, que es el que plantea la Plataforma y un tercero mixto, que combinaría elementos de los dos», argumentó el regidor rinconero.

La Plataforma Lirios de Mar recogió el año pasado más de 6.000 firmas contra el proyecto elaborado por Costas

El contrato para esta «campaña de decisión» establece un periodo máximo de seis meses para llevarla cabo, por lo que los resultados no se conocerán hasta finales del próximo verano. La empresa tendrá que realizar diseños en 3D y una campaña de difusión antes de la votación. «Intentaremos que se acorten los plazos, pero vamos bien de tiempo, porque ahora está Costas con el deslinde del dominio marítimo y las recuperaciones posesorias de las parcelas situadas en primera línea de playa, que están ocupadas en su mayoría por muros y jardines de viviendas, por lo que nuestra intención es que podamos trasladarle al Ministerio este año el modelo definitivo y en 2019 se pudieran licitar y comenzar las obras», añadió.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos