Rincón de la Victoria, Vélez, Algarrobo y Torrox vierten 9 hectómetros cuadrados al año de agua depurada al mar

EDAR de Algarrobo/
EDAR de Algarrobo

La empresa de aguas de la Mancomunidad de la Axarquía, Axaragua, señala que buena parte de este caudal se podría destinar al riego agrícola

Agustín Peláez
AGUSTÍN PELÁEZ

Las estaciones depuradoras de aguas residuales (EDARs) de los municipios de Rincón de la Victoria, Vélez-Málaga, Algarrobo y las dos de Torrox, vierten anualmente una media de nueve hectómetros cúbicos de aguas depuradas al mar, cuando buena parte podría ser reutilizada para riego de jardines, baldeo de calles y plazas y riego agrícola. De las cinco depuradoras cuyo mantenimiento y gestión recae sobre Axarquía, las de Rincón de la Victoria, Vélez-Málaga y Algarrobo, cuenta con las infraestructura necesaria para poder someter a las mismas al tratamiento terciario exigido para poder reutilizar el agua. La depuradoras de Torrox carecen de terciario. Sin embargo, hasta la fecha la totalidad de las aguas depuradas de estas tres EDARs es vertida al mar y por tanto no son sometidas al terciario, aun cuando un campo de golf (Añoreta, en Rincón) y dos comunidades de regantes han solicitado la concesión de las aguas regeneradas de Vélez y Algarrobo, para mezclar con otros recursos hídricos y destinar al riego agrícola. Ambas concesiones están siendo negociadas actualmente por la Consejería de Medio Ambiente con las correspondientes comunidades de regantes.

Según Axaragua, la EDAR de Rincón de la Victoria, diseñada para 65.000 habitantes y un caudal medio diario de casi 15.000 metros cúbicos, no dispone de ninguna infraestructura para almacenar el agua regenerada y así permitir que otros usuarios puedan solicitar su utilización, además del campo de golf, que sí cuenta con el equipo exigido. Fuentes de la empresa de Aguas de la Mancomunidad han señalado que la concesión al campo de golf de Añorena podría confirmarse en breve, una vez que obtenga todas las autorizaciones exigidas.

La EDAR de Vélez, que fue diseñada para recibir el agua de 85.000 habitantes equivalentes y un caudal medio diario de 19.000 metros cúbicos en temporada alta, cuenta por su parte con la conducción necesaria para impulsar el agua regenerada hasta una balsa de almacenamiento situada en El Trapiche. La Junta de Usuarios del Sur del Guaro que ha solicitado su uso para riego cuenta además con una tubería para llevar el líquido hasta una balsa en la que se mezclaría con los demás recursos (agua embalsada y subterráneas).

La depuradora de Algarrobo también está dotada de terciario y la comunidad de regantes de la localidad que ha mostrado interés por hacerse con la concesión dispone también con terciario, conducciones y balsas para su almacenamiento y mezclado. En Algarrobo lo que esta retrasando la utilización apara riego de las agua regeneradas es la falta de acuerdo con Medio Ambiente, que plantea rebajarle a cambio la concesión del agua del embalse.

En la actualidad el vertido al mar de estas aguas, a una distancia de entre 500 y 1.500 metros de la costa, se realiza mediante emisarios submarinos.

Fotos

Vídeos