La Policía libera a dos jóvenes secuestrados en un cortijo de Vélez por un ajuste de cuentas

Los agentes arrestan a un hombre como presunto autor de los hechos en una operación que sigue abierta para investigar supuestos delitos de tráfico de drogas

EUGENIO CABEZAS y JUAN CANOMálaga

Segundo caso de secuestro en la provincia en el intervalo de apenas 48 horas. Tras el suceso adelantado ayer por SUR en Coín, en el que la Guardia Civil busca a dos individuos por llevarse por la fuerza a un ciudadano de origen alemán, la Policía Nacional liberó esta pasada madrugada a dos jóvenes, vecinos de Vélez-Málaga, que permanecían secuestrados en una vivienda rural en la zona de Cabrillas, por un asunto relacionado con un posible ajuste de cuentas por tráfico de drogas.

Al parecer, un hombre, de origen marroquí, que ha sido detenido, era el encargado de custodiar el inmueble en el que se encontraban retenidos contra su voluntad estos dos jóvenes veleños, de 23 y 29 años, según ha podido confirmar SUR de fuentes cercanas a la investigación.

Tras recibir la llamada de unos familiares alertando de lo sucedido, los agentes de la Policía Nacional, junto a la Policía Local, se desplazaron hasta las inmediaciones del cortijo y localizaron a dos jóvenes, que les aseguraron que un familiar había pagado 2.000 euros por el rescate de los secuestrados y que estaban allí para intentar liberarlos. Hasta el lugar se desplazaron además efectivos de los Grupos Operativos Especiales de Seguridad (GOES) de la Policía Nacional, aunque finalmente no fue necesaria su intervención, según las fuentes consultadas.

Familiares de los secuestrados habrían pagado 2.000 euros para conseguir su liberación

Las pesquisas policiales continúan abiertas y no se descartan nuevas detenciones en las próximas horas, ya que del lugar habrían podido huir, minutos antes de la llegada de los agentes policiales, varias personas más. De hecho, en las inmediaciones se localizó un coche que había caído por un terraplén de unos diez metros, tras producirse un forcejeo entre varios de los implicados, siempre según las fuentes consultadas por este periódico. Otras fuentes cercanas al caso apuntaron que se habrían realizado incluso disparos al aire de carácter intimidatorio, aunque se desconoce aún su origen, si fue por parte de los agentes que intervinieron o de los implicados en el suceso.

Material para el cultivo

Al parecer, en otro de los vehículos interceptado en la zona donde ocurrieron los hechos, que podría ser propiedad de uno de los jóvenes liberados, se encontró material utilizado para el cultivo de marihuana. No obstante, las fuentes señalaron que no se había localizado, por el momento, ningún tipo de droga.

Acudieron efectivos del GOES de la Policía Nacional pero finalmente no fue necesario su intervención

Tres de los jóvenes implicados en los hechos, entre ellos los dos que fueron liberados, tuvieron que ser atendidos por diversas contusiones en el Hospital Comarcal de la Axarquía, aunque ya han recibido el alta. Se investiga si los dos secuestrados pudieron recibir torturas o maltrato durante su cautiverio, que pudo durar varias horas, según apuntaron las fuentes.

Fotos

Vídeos