Polémica por el procedimiento para hacer fijo al director del Museo de Nerja

Polémica por el procedimiento para hacer fijo al director del Museo de Nerja

La alcaldesa suspende la comisión en la que iban a evaluarse los candidatos al puesto, entre los que está el actual, hermano del alcalde de Rincón

Eugenio Cabezas
EUGENIO CABEZAS

El puesto de director del Museo de Nerja, que desde junio de 2016 ocupa el arqueólogo Juan Bautista Salado, hermano del vicepresidente de la Diputación y alcalde de Rincón de la Victoria, Francisco Salado (PP), vuelve a estar envuelto en la polémica. Si hace dos años la Junta cuestionó que las bases del concurso para cubrir este puesto con un contrato temporal de dos años, que había quedado vacante tras la marcha del arqueólogo Luis Efrén al cargo de conservador de la gruta nerjeña, eran «un traje a medida» para Salado, en esta ocasión la polémica ha surgido por los plazos del procedimiento convocado a principios de este mes para convertir en fijo el puesto.

Así, según desveló a primera hora de la mañana de ayer la Cadena Ser en Málaga, la Administración andaluza habría mostrado su malestar por el «concurso exprés» para cubrir este puesto, apenas 48 horas después de consumarse la moción de censura que desalojó a Mariano Rajoy, lo que conllevará el cambio en la Subdelegación del Gobierno central en Málaga, que ostenta Miguel Briones, y en la gerencia de la Cueva de Nerja, que ocupa Luis Díaz. La alcaldesa nerjeña, Rosa Arrabal (PSOE), decidió suspender la sesión de la comisión en la que se iban a evaluar a los candidatos.

«Intento de confundir»

Desde la Fundación dijeron que el pliego «es el mismo de las anteriores convocatorias», reivindicando que el puesto «siempre ha sido convocado públicamente con un perfil estrictamente técnico, que siempre ha exigido, desde la primera convocatoria, conocimientos en Arqueología directamente relacionados con la institución en la que nace este museo». «Ya ha finalizado el periodo para recurrir las bases de la convocatoria, de las que han tenido conocimiento puntual todos los miembros del pleno de la Fundación sin haberse registrado ningún escrito», añadieron.

La Fundación Cueva de Nerja consideró que las acusaciones vertidas «están fuera de lugar y son un intento de confundir a la opinión pública respecto a un procedimiento que se inició, con la publicación de las bases, el pasado 4 de mayo, un mes antes de la presentación de la moción de censura en el Congreso de los Diputados». «El procedimiento continúa abierto y, para mayor transparencia, los miembros de la Junta Plenaria fueron invitados personalmente a asistir a la comisión de evaluación», agregaron desde el organismo.

Temas

Nerja

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos