El Gabinete de Estudios de la Naturaleza de la Axarquía analiza en un libro los impactos de las mascotas

El Gabinete de Estudios de la Naturaleza de la Axarquía analiza en un libro los impactos de las mascotas

En Málaga hay más de 470.920 mascotas registradas, la cifra más alta de Andalucía, que también es la comunidad autónoma con mayor cantidad de mascota

Agustín Peláez
AGUSTÍN PELÁEZ

«La sociedad mascotizada. Reflexiones sobre los impactos de las mascotas en los sistemas naturales y sociales» es un libro de 400 páginas. Se puede adquirir en las librerías de Vélez, Nerja y Málaga. Detrás de esta obra está el Gabinete de Estudios de la Naturaleza de la Axarquía (GENA-Ecologistas en Acción), que es colectivo que lo ha elaborado. Según el coordinador de la asociación, Rafael Yus, se trata de un trabajo que GENA tenía pendiente desde hace tiempo, porque a lo largo de más de 30 años de activismo por parte de la asociación, ha ido comprobando un preocupante crecimiento de la moda de los animales de compañía, más conocidos como 'mascotas'.

Según Yus, este crecimiento, que se da principalmente en las grandes ciudades, está adquiriendo una envergadura preocupante y así lo demostra GENA a lo largo de los nueve capítulos de que consta el libro. Examinada la literatura escrita sobre esta temática a nivel internacional, hemos comprobado que este libro, que aborda aspectos parciales de esta temática, como son los aspectos medioambientales, sanitarios, psicológicos, sociales, políticos, etc. «Todos estos aspectos toman cuerpo, de una manera coherente, en esta obra y nos permite concluir que nuestra sociedad no es consciente de la preocupante deriva que está produciendo esta moda», asegura GENA.

El libro está dedicado tanto a los amantes como a los sufridores de esos animales y pretende atenuar la idealización que se tiene de estos seres, aportando una parte escogida del conocimiento científico que se dispone actualmente sobre este tipo de animales, al tiempo que advierte a los amantes de las mascotas que su relación con ellas no es moralmente aceptable, no es tan diferente de la del esclavo y su dueño, por lo que finalmente se aboga por recuperar las familias humanas y las relaciones sociales entre humanos, y dejar a las mascotas para los usos rurales para las que fueron domesticadas.

«Las mascotas, esos animales domesticados, como el perro y el gato, que, a diferencia de otros tiempos, ahora ya no tienen otra función que la compañía y el afecto de sus dueños, actualmente viven en la mitad de los hogares de las ciudades, especialmente de países occidentales, a menudo siendo contempladas como un avance moral de nuestra civilización, puesto que supone haber trascendido la barrera del especismo, para formar familias multiespecíficas, en las que los humanos y las mascotas se conectan afectivamente en una conexión mascótica», señala GENA en un comunicado.

Para el colectivo ecologista, estos animales constituyen el núcleo central de los cambios socio-económicos que se están produciendo en estos países, que hemos llamado mascotismo. Alrededor del mascotismo hay toda una constelación de fenómenos nunca antes conocidos, que globalmente hemos denominado sociedad mascotizada, tales como: el desarrollo de una economía pujante en torno de los servicios para mascotas, vinculada a una emergencia del consumismo en productos y servicios mascóticos, cuyo atractivo inversor justifica la apertura de hospitales, hoteles y cementerios para uso exclusivo de las mascotas, y que los políticos locales inviertan cantidades sustanciales de fondos públicos para satisfacer a ese electorado emergente que constituyen los petófilos: playas para perros, parques para perros, concursos para perros, etc. Una economía que, como sucede con otros productos del capitalismo, tiene una huella ecológica (hídrica y de carbono) y un impacto sobre la fauna silvestre, de proporciones preocupantes, y con unas implicaciones sociales de gran envergadura pues se configura un modelo de sociedad en la que los seres humanos son subrogados por los animales, porque la mascota colma todas las necesidades sociales y afectivas de los humanos.

El Gabinete de Estudios de la Naturaleza de la Axarquía (GENA-Ecologistas en Acción) pide reflexionar sobre las siguientes cuestiones:

-Según datos oficiales del IEE, en el 2015 había en España (descontando 6 comunidades que no respondieron a la encuesta) 7.438.689 perros, 430.683 gatos y 48.456 otros animales registrados. Dado que no todo el mundo registra sus mascotas, esta cifra posiblemente se acerque al doble en la realidad.

-Encuestas de entidades privadas muestran que en 2015 había 1,3 perros/casa y 1,5 gatos/casa

-En Málaga hay más de 470.920 mascotas registradas, la cifra más alta de Andalucía, que también es la comunidad autónoma con mayor cantidad de mascotas

-Se calcula que aproximadamente el 45% de los hogares españoles tiene al menos una mascota

-El crecimiento interanual en adquisición de mascotas es del 10-20%

-La empresa malagueña Parcemasa proyecta un cementerio para perros con una inversión de 1.000.000 de euros, amortizable en 12 años.

-La compañía malagueña Tiendanimal factura 72 millones de euros, con 34 tiendas y un ritmo de crecimiento del 20%.

-El mantenimiento de un perro supone un gasto mínimo de 6.046 euros al año, pudiendo alcanzar, en determinados casos de atenciones excesivas, a 16.406 euros.

-La comida preparada para perros, con un 30% de proteínas, es causante de una huella ecológica anual de 0,84 hectáreas por cada perro, y una huella de carbono (contribución al cambio climático) superior a la que necesitaría un Toyota Land Cruiser para reciclar sus emisiones de CO2 en 10.000 km en el mismo periodo.

-Los 163 millones de perros y gatos de los Estados Unidos son responsables del 25% del impacto ambiental derivado del consumo de carne en este país, liberando 64 millones de CO2, la misma cantidad de gases que liberan 13,6 millones de de automóviles en el mismo periodo de tiempo.

-En el año 2014 había 140.191 mascotas abandonadas (106.781 perros y 33.410 gatos). Los daños producidos a la biodiversidad son innumerables. Los estudios realizados muestran una tasa de depredación media de los gatos de 2-4 presas/día cuando están en libertad.

-Los perros y los gatos son vectores de más de 50 tipos de enfermedades distintas, la mayoría infecto-contagiosas (zoonóticas), otras inmunológicas (alergias), traumatológicas (arañazos, mordedura) etc. En algunos casos son mortales, como los casos de ataques.

-Las heces de perro contienen decenas de especies de bacterias diferentes, muchas de las cuales son resistentes a los antibióticos, siendo la principal fuente de infecciones de este tipo en los hospitales (transmitidas por los propios pacientes que ingresan o visitan).

-Los humanos producimos numerosos daños a las mascotas, muchas veces por exceso (ej. produciendoles obesidad), otras por ausencias prolongadas (depresión y ansiedad por separación), además de que son maltratadas, obligadas a un tipo de vida no propia para su biología.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos