El exalcalde de Nerja dice al juez que la Junta «nunca» ordenó el cierre del vertedero ilegal

Armijo admite que Medio Ambiente hizo varios requerimientos, pero que fueron recurridos siguiendo las indicaciones del abogado municipal

Eugenio Cabezas
EUGENIO CABEZAS

El que fuera alcalde de Nerja durante 20 años, entre 1995 y 2015, y actual diputado provincial de Empleo, Recursos Europeos y Nuevas Tecnologías, José Alberto Armijo, compareció ayer en calidad de investigado por tres presuntos delitos ante el juez de Torrox que instruye el caso del vertedero ilegal del río de la Miel, la enorme escombrera que funcionó entre junio de 1998, cuando él la autorizó por escrito, y septiembre de 2016, cuando fue cerrada por los empresarios del sector de la construcción que la gestionaban, tras el requerimiento realizado por el Servicio de Protección de la Naturaleza de la Guardia Civil (Seprona).

Armijo se manifestó en similares términos a como ya lo hizo en el turno de ruegos y preguntas de los plenos ordinarios de los pasados meses de junio y julio, cuando fue interrogado por el exportavoz de IU, Manuel Valero, quien le reprochó su actuación en este asunto. Así, insistió en que la Junta «nunca» ordenó el cierre del vertedero. No obstante, admitió que se recibieron requerimientos para ello, pero que fueron recurridos por el Ayuntamiento, siguiendo las indicaciones del abogado municipal, Sergio Ramos.

Así, el alcalde aseguró que posteriormente no se dictó ninguna resolución de cierre. Tal y como informó SUR en su edición del pasado 4 de septiembre, la Junta abrió al menos tres expedientes sancionadores, en 2001, 2004 y 2005, sobre los que, tras las alegaciones del Consistorio, declaró su caducidad. En su comparecencia, el exalcalde manifestó que el vertido de escombros era para la restauración de la antigua cantera. Insistió en que, en ningún momento, conoció las denuncias y peticiones de cese de la actividad, ya que él se limitaba a firmar documentos, puesto que era el letrado el que decidía si recurrirlos.

Las declaraciones siguen hoy con la que fue edil de Medio Ambiente la pasada legislatura, Nieves Atencia

El también diputado provincial dijo que durante el tiempo en el que el vertedero permaneció abierto, se celebraron múltiples reuniones con delegados y técnicos de Medio Ambiente y en ningún caso, se planteó que este enclave supusiera un problema. Asimismo, aludió a que existía «un permiso» para la restauración de la cantera de la Confederación Hidrográfica que autorizaba los vertidos.

Sobre la alcaldesa, Rosa Arrabal (PSOE), que declaró el pasado día 1, y los otros dos ediles del gobierno tripartito investigados, el exregidor afirmó que sí sabían de la existencia del vertedero, ya que era público y notorio para los vecinos. Las declaraciones proseguirán hoy con la que fuera concejala de Medio Ambiente la pasada legislatura y actual edil del PP en la oposición, Nieves Atencia.

Temas

Nerja

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos