Enésima denuncia de los padres de alumnos de un colegio de Vélez por picaduras de pulgas

Enésima denuncia de los padres de alumnos de un colegio de Vélez por picaduras de pulgas

El AMPA del centro amenaza con paralizar las clases y protestar ante el Ayuntamiento si no se acaba de una vez por todas con esta situación

Agustín Peláez
AGUSTÍN PELÁEZ

“La cosa se ha disparado, se están comiendo a los niños”. Para la presidente de la asociación de madres y padres de alumnos (AMPA) del colegio Augusto Santiago Bellido de Vélez, conocido popularmente como Reñidero, Irene Peña, la situación es insostenible, desde el momento en que las picaduras provocadas por pulgas a escolares de centro de Educación Infantil y Primaria se siguen produciendo casi a diario. Y ello a pesar de que hace apenas un mes el colectivo y la dirección del colegio volvieron a denunciar una situación similar ante el Ayuntamiento, y hace apenas dos semanas se quejaban de la aparición de una rata muerta en el patio de recreo del centro.

Tanto madres y padres de alumnos -el colegio, que se encuentra en pleno centro de la ciudad veleña, tiene unos 500 escolares matriculados-, atribuyen la existencia de estos insectos a una parcela colindante a la que acuden numerosos propietarios de perros a llevar a sus mascotas a que realicen sus necesidades, un terreno que el AMPA han pedido que sea adquirido por el Ayuntamiento y destinado a la ampliación del recinto escolar. Precisamente, en el último pleno del Consistorio la corporación apoyaba por unanimidad una propuesta en este sentido del grupo municipal de IU.

Según Peña, la situación ha llegado a tal extremo que desde el AMPA se considera un problema de sanitario. Ante lo que está sucediendo la asociación de madres y padres de alumnos ha amenazado con paralizar las clases y realizar una concentración de protesta ante las puertas del Ayuntamiento, como responsable del mantenimiento del mismo, si no se pone fin a la presencia de las pulgas y roedores en el centro educativo. “Vamos a darle un plazo de una semana. En caso contrario, convocaremos el paro escolar”, advirtió ayer la presidenta del AMPA.

El colectivo insiste en que el problema proviene de la parcela aledaña y no del colegio, por lo que es absolutamente necesario extremar los controles de plagas en tales suelos, se prohíba el acceso de los dueños de animales domésticos al mismo para que realicen sus deposiciones, se valle correctamente el mismo y que de una vez por todas desde el Consistorio se empiecen a dar los pasos para adquirir los terrenos y sean adheridos al colegio público. Para las madres y padres de alumnos, el patio de recreo actual del centro es demasiado pequeño, ya que se trata de un colegio antiguo que no fue diseñado con los criterios actuales, lo que obliga a que los alumnos tener que utilizar el mismo por turnos. Ademas necesita un nuevo comedor escolar, entre otras dependencias.

Responsables del AMPA trasladaron nuevamente ayer lunes a las delegaciones municipales de Medio Ambiente y Educación la situación por la que están atravesando los alumnos con las picaduras de pulgas al objeto de que se adopten de manera inmediata las medidas pertinentes.

También desde la dirección del centro escolar se ha mantenido una reunión con el servicio de Control de Plagas para que intervengan y acaben de una vez por todas con las pulgas.

Según la presidenta del colectivo de madres y padres, al menos, alumnos de 15 clases del centro han sufrido picaduras en los últimos días, los cuales han tenido que ser llevados por sus progenitores al centro de salud para ser atendidos. “El malestar es total porque no es algo admisible en los tiempos que vivimos”, según Peña.

Fotos

Vídeos