El alcalde de Vélez-Málaga remodela el gobierno reforzando al edil expulsado de Ciudadanos

El alcalde veleño, Antonio Moreno Ferrer, y el edil no adscrito, José Antonio Moreno Ocón. /EC
El alcalde veleño, Antonio Moreno Ferrer, y el edil no adscrito, José Antonio Moreno Ocón. / EC

José Antonio Moreno Ocón asume Recursos Humanos, que ostentaba la socialista Ana Campos, quien también deja de ser teniente de alcalde

Eugenio Cabezas
EUGENIO CABEZAS

Crisis de gobierno en el seno del cuatripartito que está al frente del Ayuntamiento de Vélez-Málaga, conformado por PSOE, PA, GIPMTM y el edil no adscrito, expulsado de Cs, José Antonio Moreno Ocón. Después de meses de rumores y desmentidos, el alcalde, el socialista Antonio Moreno Ferrer, firmó el pasado martes un decreto en el que acuerda retirar la delegación de Recursos Humanos a su compañera de partido Ana Campos en favor del concejal no adscrito, que se incorporó al gobierno hace apenas un año, tras ser expulsado en 2016 de la formación naranja después de ser cazado conduciendo en Torre del Mar con el triple de alcohol permitido.

Según consta en el decreto firmado por el regidor veleño, al que ha tenido acceso SUR, la decisión supone que Moreno Ocón se pondrá al frente de la delegación de Recursos Humanos, de la que dependen asuntos tan importantes como la negociación de la nueva Valoración de Puestos de Trabajo (VPT) y el conflicto que desde noviembre de 2016 mantienen tres de los sindicatos policiales (SIP-An, UPLB y UGT) con el gobierno. Además, el edil no adscrito será el octavo teniente de alcalde en sustitución también de Campos, que sale de esta forma de la Junta de Gobierno Local.

El portavoz del PP tilda de «purga al estilo soviético» la decisión por el apoyo de la edil a Pedro Sánchez

La edil socialista veleña se queda, por tanto, como concejala responsable de Informática, Innovación Tecnológica y Reprografía, sumando ahora la delegación de Transparencia. Igualmente se mantiene como responsable de las pedanías de Triana y Trapiche, aunque sin ser la octava teniente de alcalde, un cargo que asume ahora Moreno Ocón. «Hace falta dar un impulso a los temas relacionados con la transparencia y con la administración electrónica», recoge el decreto firmado por Moreno Ferrer para justificar la nueva delegación que asume Ana Campos.

Preguntada por este periódico, la edil declinó hacer valoraciones, aunque vía whatsapp manifestó: «No voy a hacer ninguna valoración personal al respecto. Yo vine aquí a trabajar y es lo que voy a seguir haciendo. Como la decisión no la he tomado yo tendrás que preguntarle a quien la ha tomado». «No quiero hablar puesto que no me encuentro con ánimo», agregó en conversación con SUR.

«Yo soy socialista»

Cuestionada sobre si creía que esta decisión podría responder a que ella apoyó públicamente a Pedro Sánchez en las primarias para la secretaría general de su partido en lugar de a la candidata oficialista en Málaga, la presidenta andaluza, Susana Díaz, Campos declinó responder, limitándose a asegurar: «Yo soy socialista».

Por su parte, José Antonio Moreno Ocón, quien entre finales de agosto y principios de septiembre de 2016 ya estuvo apenas diez días como concejal de Comercio, Industria y Educación, sale así reforzado en sus atribuciones al sumar la delegación de Recursos Humanos y convertirse en el octavo teniente de alcalde, con puesto fijo en la Junta de Gobierno Local. Además, mantiene las áreas que ya asumió en su segundo ingreso en el gobierno, en mayo de 2017, cuando se puso al frente de las concejalías de Contratación, Patrimonio y Responsabilidad Patrimonial.

Moreno Ocón fue elegido concejal en el Ayuntamiento veleño en las pasadas municipales de mayo de 2015 tras decidir la dirección nacional de la formación naranja apartar de la lista a quien en principio debía haber encabezado la candidatura, Juan de Dios Segura, por haber sido condenado en 2011 por la Audiencia Nacional por mediar en un conflicto laboral en 2007 sin autorización. Moreno ocupaba el segundo puesto de la lista, por lo que al correr la misma se convirtió en candidato en el municipio.

Por su parte, el portavoz municipal del PP, Francisco Delgado, calificó, en conversación con este periódico, de «purga al más puro estilo soviético» la decisión de Moreno Ferrer, «ya que todo el mundo sabe que Ana Campos es una declarada seguidora del sector sanchista», manifestó.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos