José María Gómez ‘Pepín’. :: e. c.
José María Gómez ‘Pepín’. :: e. c.

La renuncia del líder del PA a asumir delegaciones despeja el camino a la moción de censura

  • El acuerdo podría ser inminente tras el visto bueno de la dirección de Ciudadanos y salvar uno de los principales escollos

La moción de censura en el Ayuntamiento de Rincón de la Victoria para desbancar al gobierno bipartito en minoría, formado por PSOE y Ahora Rincón-Podemos, es inminente. Según ha podido saber este periódico, el pacto entre PP, PA y Ciudadanos es «total», a la espera de su rúbrica ante notario y su posterior registro en el Consistorio, algo que podría ocurrir hoy mismo. Para ello, uno de los principales escollos que se han salvado en los últimos días es la renuncia del líder del PA y exalcalde por el PP entre 1995 y 2001, José María Gómez ‘Pepín’, a asumir delegaciones ni entrar en el nuevo gobierno que presidirá su histórico enemigo, Francisco Salado.

Así, únicamente el otro edil andalucista, José Luis Pérez, asumirá áreas de gobierno junto a los siete concejales del PP, ya que Ciudadanos también firmará la moción de censura pero no asumirá tampoco delegaciones municipales, tal y como le imponen los estatutos de su formación. El acuerdo para desbancar a la socialista Encarnación Anaya del primer sillón municipal cuenta ya también con el visto bueno de las direcciones provincial, regional y nacional del partido naranja que preside Albert Rivera, según ha podido confirmar SUR de varias fuentes consultadas.

Lo que queda por saber es cuál será el reparto de las áreas en el nuevo gobierno, que integrarán ocho ediles (siete del PP y uno del PA), frente a los siete actuales que suma el bipartito (cuatro del PSOE y tres de Ahora Rincón-Podemos). El pasado día 9, este periódico ya adelantó que el acuerdo para la moción de censura estaba a falta de unos flecos, entre los que estaban las delegaciones que asumirían los andalucistas. ‘Pepín’ manifestó entonces que su partido tenía que participar en el gobierno, pero se mostró dispuesto a no ser teniente de Alcalde ni a entrar en la Junta Local de Gobierno. Preguntado por SUR, el líder del PA no quiso aclarar si está dispuesto a renunciar a llevar áreas de gobierno, pero matizó que su exigencia se refería a su partido.

Compás de espera en Nerja

Por su parte, en el caso de Nerja, la moción de censura para desalojar a la socialista Rosa Arrabal, que gobierna en minoría junto a dos ediles de IU y una de EVA-Podemos, sigue a la espera de que Ciudadanos dé el visto bueno al acuerdo con el PP, ya que existe una división entre las dos concejalas de este partido, María Dolores Sánchez -contraria a apoyarla- y Mari Carmen López -que si estaría dispuesta-. Los populares necesitan únicamente un voto para sumar la mayoría absoluta, pero el partido naranja no quiere que la que fue su candidata y portavoz se pase al grupo de no adscritos, ya que la han amenazada con expulsarla si no firma la moción de censura. La candidata popular sería la portavoz, Gema García, en lugar del exalcalde nerjeño entre 1995 y 2015, José Alberto Armijo.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate