Diario Sur

La policía investiga los actos vandálicos contra edificios religiosos en Vélez

Pintada aparecida ayer en la puerta de entrada principal de acceso a la iglesia de San Andrés de Torre del Mar. :: sur
Pintada aparecida ayer en la puerta de entrada principal de acceso a la iglesia de San Andrés de Torre del Mar. :: sur
  • Tras los daños en una hornacina del convento de las Carmelitas, ayer apareció una pintada en la puerta de la iglesia de San Andrés de Torre del Mar

La Policía Nacional ha abierto una investigación para tratar de identificar a los autores de los actos vandálicos cometidos esta semana en el municipio contra edificios religiosos, después de que en la madrugada de ayer uno o varios desconocidos realizaran una pintada en la puerta de la iglesia de San Andrés Apóstol de Torre del Mar que tacha de «hipócritas» a los cristianos, y el pasado miércoles apareciera dañada la hornacina de la Sagrada Familia del convento de las Carmelitas en Vélez.

La pintada realizada en la puerta principal de la parroquia de San Andrés, ubicada en pleno de la localidad, se podía leer -fue borrada ayer mismo- el texto «Bajarme de la cruz ya hipócritas» (sic), ocupando tres de las cuatro hojas de la puerta del templo.

El párroco de San Andrés, Miguel Ángel Alonso, restó ayer importancia a la pintada calificando el caso como la gamberrada de «alguien que debe estar aburrido. El sacerdote, que desvinculó cualquier relación entre este los sucedido con la hornacina del convento de las Carmelitas, aclaró no obstante que en los siete años que lleva al frente de la parroquia torreña nunca antes había sucedido algo similar.

Según relató, fueron los feligreses los que le comunicaron lo sucedido en la puerta del templo mediante una llamada telefónica que recibió a las 7.30 horas. «Entendemos que se trata de un hecho asilado», insistió.

Sin embargo, tras ser puesto el hecho en conocimiento de la Comisaría, la Policía Nacional ha abierto investigación para tratar de averiguar la autoriza.

El alcalde del municipio, el socialista Antonio Moreno Ferrer, se apresuró ayer en condenar los actos vandálicos sufridos esta semana por dos edificios religiosos del convento de las Carmelitas y la parroquia de San Andrés Apóstol, tras aclarar que no reflejan la realidad del municipio «donde todo el mundo es respetuoso con todo tipo de creencias y cultos».

Moreno insistió en que Vélez Málaga es un municipio donde todo el mundo convive de forma pacífica y sin problemas, por lo que expresó su deseo de que estos hechos no venga a romper esa convivencia. Además el alcalde, que calificó la pintada en la iglesia de San Andrés de «salvajada», pidió «respeto» para todas las sensibilidades. Moreno manifestó que ni el Ayuntamiento ni la Policía encuentran motivos para relacionar ambos sucesos, «que esperemos que se frenen aquí».

El portavoz del PP en el Ayuntamiento, Francisco Delgado Bonilla, pidió a la Policía que inicie las investigaciones pertinentes lo antes posible para poner fin a estos actos contra «el mundo cristiano y el sentir religioso».

La pintada de la iglesia torreña no fue la única que apareció ayer con tintes religiosos. También en el puente de la A7 sobre la avenida Juan Carlos I se puede ver otra en la que se lee: «Yo soy el Cristo real... He vuelto».