Diario Sur

El Borge reivindica la pasa moscatel

fotogalería

El Borge presume de ser la capital de las típicas uvas tostadas al sol de la Axarquía. / E. C.

  • La localidad axárquica celebra este domingo el 21.º Día en honor a las uvas tostadas al sol, un producto que atraviesa una situación delicada por la falta de ayudas

Las pasas moscatel de Alejandría no viven su mejor momento. La falta de rentabilidad de las explotaciones y el empuje de otros cultivos mucho más rentables como los subtropicales, están arrinconando una tradición que hace apenas un siglo era la principal fuente de riqueza de la provincia, con exportaciones a todo el mundo. El Borge, con apenas mil habitantes, presume de ser la capital de las típicas uvas tostadas al sol de la Axarquía, con una producción estimada para esta campaña de 30.000 kilos, la quinta parte de toda la cosecha de la Axarquía.

Las alrededor de tres mil familias que todavía se dedican a este laborioso y duro trabajo en la comarca oriental se enfrentan a la incertidumbre por la reducción, en más de un tercio, de las ayudas europeas en la Política Agraria Común (PAC), así como a las cada vez mayores dificultades para dar salida a un producto que cada día resulta menos rentable.

Así se ha puesto de manifiesto este domingo en la localidad axárquica, tal y como viene ocurriendo desde hace más de dos décadas, con motivo del XXI Día de la Pasa, una fiesta que se ha convertido en un auténtico encuentro reivindicativo, tanto hacia las administraciones públicas como con los consumidores, para que apuesten por las pasas moscatel de la Axarquía, frente a otras variedades más comerciales como las de Corinto o las argentinas. El programa ha incluido puestos de degustación de pasas y productos tradicionales como ensaladilla cateta, migas y chacinas locales, demostraciones de vendimia tradicional y de elaboración de pasas, representación arriera y pisa de la uva moscatel, así como las actuaciones de la Rondalla El Borge, el coro de Frigiliana Peña de la Amistad y el grupo Tocando al Aire.

A las 14.00 horas, en la plaza de la Constitución se ha celebrado el acto oficial en el que se han entregado las distinciones. El padrino de la fiesta ha sido el presentador de Canal Sur Fernando Díaz de la Guardia, y el Alborgeño del año ha sido para Antonio Fernández Pendón, primer alcalde democrático del municipio. El premio de Periodismo se ha entregado al programa ‘Este es mi pueblo’ de la cadena andaluza; la distinción especial en Defensa de la Pasa se ha otorgado al delegado de Agricultura, Javier Salas; y la distinción en defensa del Turismo a la Mancomunidad de Municipios Axarquía-Costa del Sol.

El delegado del Gobierno andaluz, José Luis Ruiz Espejo, ha destacado que la Junta inició el pasado julio el proceso para elaborar e impulsar la candidatura de la uva pasa moscatel de la Axaquía y su sistema de producción para ser reconocidos como Sistema Ingenioso del Patrimonio Agrícola Mundial de la FAO, “con el objetivo de contribuir a la defensa del viñedo moscatel y la elaboración de uvas, pasas y vino de la zona”.

Apoyo a la candidatura

Por su parte, el secretario general del grupo socialista en el Congreso de los Diputados y secretario general del PSOE de Málaga, Miguel Ángel Heredia, ha anunciado que los socialistas pedirán al Congreso el apoyo a esta candidatura de la uva pasa como Sistema Ingenioso. Heredia, que ha asistido a los actos del Día de la Pasa en El Borge, junto al alcalde del municipio, Salvador Fernández y responsables socialistas, ha reclamado que se haga justicia con este fruto “discriminado y maltratado por el Gobierno de Rajoy”, que lo ha dejado fuera de las ayudas complementarias de la Política Agraria Común (PAC).

Heredia ha exigido además al Gobierno en funciones que elimine o reduzca las 35 peonadas necesarias para acceder al subsidio agrario. “El Gobierno del PP debe atender a los 120.000 trabajadores y trabajadoras del campo en Andalucía, 20.000 de ellos en la provincia de Málaga. Porque, aunque el Gobierno está en funciones, las familias andaluzas del campo no pueden esperar más. Porque estamos hablando en muchos casos del único ingreso para estas familias. Porque es una medida de justicia social que representa la única esperanza para muchos trabajadores, obreros del campo andaluz”, ha dicho en El Borge.