La UE dará fondos para prevenir atentados en espacios públicos con gran número de personas

Zoido, en el centro, con ministros del Interior y otros cargos de Alemania, Francia, Reino Unido, Polonia, Italia y Marruecos./EFE
Zoido, en el centro, con ministros del Interior y otros cargos de Alemania, Francia, Reino Unido, Polonia, Italia y Marruecos. / EFE

Zoido asegura que no hay «constancia» de una «especial alarma» con Andalucía sobre un ataque del terrorismo yihadista

Maria Dolores Tortosa
MARIA DOLORES TORTOSA

El ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, avanzó ayer que la Unión Europea aprobará este próximo miércoles facilitar fondos de su presupuesto a los municipios para garantizar la seguridad «en aquellos espacios públicos» susceptibles de riesgo de un ataque terrorista por una gran afluencia de personas. Zoido apuntó esta medida en Sevilla entre las novedades de los acuerdos alcanzados en la cumbre de ministros del Interior y otros cargos sobre terrorismo e inmigración de los países más grandes de Europa: Alemania, Francia, Italia, Reino Unido, Polonia, además de España. El encuentro del llamado G-6, al que también asistió el ministro del Interior de Marruecos, tocaba celebrarse en Polonia, pero el Gobierno de este país quiso que España fuera anfitriona tras los atentados de Barcelona y Cambrils el pasado agosto.

La UE librará decenas de millones de euros con el objetivo de prevenir atentados terroristas como el de la Rambla de la capital catalana y el paseo de Cambrils, donde murieron 16 personas arrolladas o apuñaladas por terroristas, método también utilizado en ataques yihadistas en Berlín y Londres.

Zoido consideró un «avance» que la UE se replantee cómo ayudar económicamente a los ayuntamientos que han de realizar inversiones en obras de seguridad en dichos espacios públicos. Se refirió no solo a lugares de afluencia turística, sino también a otros de «tradicionales fiestas patronales» o donde haya gran acumulación de personas. Los estados y comunidades presentarán las peticiones a la UE y será esta la que decida «los dineros» que se concederán.

Los seis más grandes de Europa acuerdan cooperar ante el desafío migratorio

Andalucía es una de las regiones europeas con espacios al aire libre en los que de forma tradicional hay gran concurrencia de público como la romería del Rocío, la Semana Santa o las ferias de las capitales. Los incidentes en las procesiones religiosas de Málaga y Sevilla la pasada primavera fueron consecuencia del temor a un ataque terrrorista tras los atentados en Marsella y Berlín.

El ministro del Interior ha descartado que en Andalucía haya más riesgo de un ataque yihadista que en otras regiones en España y Europa. Dijo que su departamento está en constante comunicación con Francia y Marruecos y cada jueves recibe información de los expertos. Como consecuencia de ello, «no tenemos constancia de que haya una especial alerta o alarma con Andalucía» sobre un ataque yihadista.

Zoido también puntualizó una mayor colaboración en la lucha antiterrorista de los policías locales y entre las medidas de refuerzo abordadas por los seis grandes de Europa anotó un control más exhaustivo para identificar las transacciones «que puedan resultar sospechosas» de productos con los que se pueden fabricar explosivos.

Explosivos caseros

«Hay productos de limpieza que mezclados con otros pueden ser explosivos y producir una tragedia», dijo en alusión al TATP, llamado «la madre de Satán» y que iba a ser utilizado por los terroristas de Cataluña. En su composición hay ácido sulfúrico entre otros ingredientes que pueden ser adquiridos en muchos establecimientos.

También ha aludido a la formación de imanes para que no propaguen y sepan detectar radicalismo islámico en los lugares de culto y al control del tráfico de estos mismos mensajes radicales en las redes sociales. «Hay que abordar un equilibrio entre seguridad y privacidad» para prevenir atentados, señaló respecto a las redes sociales.

En cuanto al desafío migratorio en el Mediterráneo, los ministros del G6 coincidieron en una mayor cooperación con los países de origen y de tránsito de la población migrante de «forma sincera y leal». Proponen seguir la política de Italia con Libia y España con Marruecos para un mayor control de las fronteras cercanas a estos países y evitar las avalanchas de migrantes en ellos y el consiguiente provecho de las mafias. Zoido puso como ejemplo el acuerdo de España en su día con Mauritania que hizo aflojar la presión migratoria sobre Canarias.

Zoido insistió en que reforzar la cooperación con terceros países «es clave», pero también anotó una mejor comunicación sobre los peligros de una emigración irregular para que esta haga desistir a los miles de desesperados que caen en manos de las mafias.

Fotos

Vídeos