Resuelven el 'crimen del churrero' de Chiclana 13 años después gracias a una muestra de ADN

ATLAS

Cuatro asaltantes mataron a golpes a un matrimonio de 80 años para robarles el dinero de la caja fuerte

EFECádiz

La Guardia Civil ha resuelto el 'crimen del churrero', cometido hace trece años cuando cuatro asaltantes, ahora detenidos y encarcelados, mataron a golpes a un matrimonio casi octogenario para robarles el dinero que suponían tenían en la caja fuerte de su casa en Chiclana de la Frontera (Cádiz).

Una muestra de ADN tomada del reguero de sangre de la herida que uno de ellos se hizo al huir y cortarse con un cristal de la tapia de la vivienda, ha sido la clave para que en 2015 los investigadores pudieran localizar e identificar a uno de los presuntos autores, A.S., de 41 años y natural de Macedonia.

La identificación, lograda después de que este delincuente fuera detenido por otro motivo y su sangre entrara en el sistema de cotejo de ADN, permitió que los investigadores llegaran a los otros tres presuntos autores, todos ellos procedentes de la antigua Yugoslavia y miembros de una organización criminal itinerante que durante quince años ha operado en varios países europeos.

Con la detención e ingreso en prisión de los cuatro presuntos autores de la muerte de Antonio Romero Núñez, de 78, y su esposa Manuela Núñez Núñez, la Guardia Civil de Cádiz ha resuelto una de las investigaciones más largas y complejas desarrolladas por esta comandancia.

El crimen ocurrió la madrugada del 23 de septiembre de 2004, cuando cuatro individuos asaltaron la casa de Chiclana de la Frontera en la que vivía la pareja de ancianos, que en esos momentos dormía.

Aunque la vivienda era muy humilde, los asaltantes sabían o sospechaban que había una caja fuerte en la que se guardaba el dinero en metálico que el matrimonio obtenía en la churrería y chatarrería que regentaban.

Los investigadores creen que los asaltantes, con una violencia extrema, comenzaron a golpearles para que les dijeran la contraseña de la caja fuerte.

El hombre murió en uno de esos primeros golpes y la mujer quedó gravemente herida. Al ver que no podrían ya darles la contraseña de la caja fuerte (que estaba vacía), los asaltantes revolvieron toda la casa y se llevaron unos diez mil euros que el matrimonio guardaba debajo del colchón.

Uno de los hijos de las víctimas que cada mañana iba a visitarles descubrió al día siguiente el cadáver del hombre y dio la alerta para que su madre, aún viva, fuera trasladada al hospital, donde falleció meses después.

El coronel jefe de la Comandancia de la Guardia Civil de Cádiz, Alfonso Rodríguez, ha explicado hoy en rueda de prensa que entonces se inició la 'Operación Algoritmo' para descubrir a los autores del doble crimen.

Se han seguido hasta treinta líneas de investigación distintas, en un trabajo del que ha destacado la "perseverancia" de los agentes.

En 2015 pudo reabrirse el caso gracias a que una muestra de la sangre de A.S. entró en el sistema de cotejo de ADN, lo que permitió identificar su participación en el 'crimen del churrero'. Fue detenido en Sevilla a principios de 2016 y tras él cayeron los otros presuntos autores.

E.B., de 58 años y natural de Orasje, (Bosnia Herzegovina) fue detenido en Sevilla en mayo del pasado año y S.S., de 30, natural de Macedonia, y que era menor de edad en el momento de los hechos, fue localizado en una prisión de Nantes (Francia) donde cumplía condena por hechos de similar naturaleza.

Z.B., de 38 años y natural de Kosovo, fue localizado cumpliendo condena en Austria y cuando se solicitó su extradición a España protagonizó una fuga de la prisión y después se ocultó en numerosos países europeos utilizando hasta 13 identidades diferentes, pero finalmente ha sido extraditado desde Austria a España.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos