El PSOE-A recela de que el modelo de Ferraz para Cataluña vaya contraAndalucía

Susana Díaz, ayer en la inauguración de un hospital en Lebrija. :: a. Prado /j. A.
Susana Díaz, ayer en la inauguración de un hospital en Lebrija. :: a. Prado /j. A.

Mario Jiménez critica la alusión de la presidenta del partido, Cristina Narbona, a un federalismo asimétrico y exige que no se rompa la igualdad territorial

MARÍA DOLORES TORTOSA SEVILLA.

La prudencia del PSOE andaluz con las decisiones que está tomando Pedro Sánchez y su ejecutiva sobre política nacional -con un silencio premeditado de Susana Díaz- hizo ayer un alto en el camino. El portavoz del Parlamento y exportavoz de la Gestora, Mario Jiménez, expresó de viva voz los recelos que desde hace días crecen entre los dirigentes del PSOE andaluz sobre la propuesta que Pedro Sánchez dará a conocer mañana junto al PSC de Miquel Iceta como solución a Cataluña. Las declaraciones de la presidenta del PSOE, Cristina Narbona, apuntando a un federalismo asimétrico para aplicar el plurinacionalismo de España aprobado en el congreso de junio, ha hecho a más de un cargo del PSOE-A ponerle los pelos de punta. Jiménez advirtió de que Andalucía espera que Ferraz no haga ningún planteamiento que rompa «el principio de igualdad» con el que se construyó el estado de las autonomías. «No vamos a defender otra cosa», advirtió Jiménez.

Narbona dijo este lunes que el concepto de plurinacionalidad que defiende el PSOE «no tiene que significar que todas las comunidades autónomas se conviertan en naciones», sino que bajo «la soberanía de un único estado pueden existir una o varias naciones dentro del Estado español». También añadió que el federalismo es «por definición, asimétrico», aunque matizó que ello «es compatible con la igualdad de derechos de todos los ciudadanos».

Esta posición no encaja con la declaración de Granada de 2013, la única que da por válida el PSOE andaluz para este debate, en la que se hace hincapié en un federalismo que garantice la igualdad de todos los territorios. Así se recoge en la ponencia marco del congreso del PSOE andaluz, que no alude en ningún renglón a la España plurinacional de Pedro Sánchez.

Pero el apunte de Narbona choca sobre todo con el espíritu y legado del 28F andaluz, aquel referéndum de 1980 que forzó el café para todos autonómico y que se celebró por las presiones de Andalucía para tener los mismos derechos que Cataluña y País Vasco.

El PSOE andaluz no quiere creer que Ferraz proponga volver a un estado autonómico anterior al 28F andaluz, cuando se preveía que sólo Cataluña, País Vasco y Galicia, como nacionalidades históricas, obtuvieran autonomía por la vía rápida del artículo 155 de la Constitución.

Los socialistas andaluces esperarán para pronunciarse a conocer los planteamientos de Sánchez e Iceta, de los que hasta ayer, según Jiménez, no tenían conocimiento. El portavoz andaluz dijo conocer solo las «reflexiones terminológicas» sobre federalismo asimétrico de Narbona.

«Frente a este tipo de planteamientos, los socialistas andaluces siempre defendemos que cualquier adjetivo que se le haga al modelo territorial tiene que tener que ver con la igualdad», aseveró. «Los socialistas andaluces no respaldarán nada que pueda suponer la ruptura de la unidad, de la cohesión o de la igualdad de oportunidades de todos los españoles. Lo hemos defendido históricamente, lo defendemos hoy y lo defenderemos siempre», advirtió.

También PP, Podemos, Ciudadanos e Izquierda Unida se posicionaron en la misma línea. Carmen Crespo, portavoz del grupo popular, lamentó los «bandazos» del PSOE sobre el modelo territorial y abogó por la unidad frente al secesionismo catalán. Jesús Romero (Podemos) también criticó los distintos modelos de Estado de los socialistas. Sergio Romero (C's) defendió la igualdad de todos los españoles. Y Elena Cortés (IU) dijo que su formación defiende un modelo republicano, federal, pero solidario «frente al postureo del PSOE».

Críticas a Teresa Rodríguez

El debate también sirvió para que todos los partidos discreparan del paralelismo que la dirigente de Podemos, Teresa Rodríguez, hizo del referéndum de Cataluña del 1 de octubre con el 28F, como si las dos consultas fueran iguales.

Mario Jiménez recordó que el referéndum catalán propone la salida de España, mientras que los andaluces siempre defendieron la unidad del país. Para Jiménez, la comparación de Rodríguez no es rigurosa y ofende a los andaluces.

Más

Fotos

Vídeos