Una mujer acude a la Guardia Civil por si su marido es el piloto muerto en Huelva

EFE SEVILLA.

Las muestras de ADN tomadas al cadáver de la persona que el pasado 27 de octubre falleció en Villablanca (Huelva) tras estrellarse el helicóptero que pilotaba están siendo contrastadas con la de una familia de Sevilla para ver si se puede determinar su identidad.

La subdelegada del Gobierno en Huelva, Asunción Grávalos, explicó ayer a los periodistas, que una mujer, natural de Sevilla, se ha acercado a la Guardia Civil y «ha comentado que su marido es piloto y que lleva varios días sin aparecer por casa, algo que no es del todo habitual, por eso no ha denunciado su desaparición, aunque sí que se ha prestado para colaborar en la identificación del cuerpo».

Para ello, ha aportado a la investigación muestras de ADN de ella y de su hijo para cotejarlas con las que en su día se tomaron al cuerpo del piloto muerto.

Grávalos ha señalado que la investigación sobre estos hechos, que lleva a cabo la Guardia Civil, «continúa abierta».

La aeronave se estrelló en una zona conocida como el Camino de Zaballa de Villablanca y provocó un incendio en el que actuaron efectivos del Consorcio Provincial de Bomberos de Huelva. El cadáver del único ocupante del helicóptero quedó calcinado y la aeronave, cuya matrícula no se encontró, hecha un amasijo de hierros. La investigación técnica llevada a cabo por Aviación Civil concluyó que el accidente se debió a un fallo humano.

Fotos

Vídeos