El SAS indemnizará a una mujer a la que quitaron un pecho por un falso positivo en cáncer

El Hospital Virgen del Rocío de Sevilla hizo un diagnóstico contrario/SUR
El Hospital Virgen del Rocío de Sevilla hizo un diagnóstico contrario / SUR

Un diagnóstico equivocado que le ha provocado además una incapacidad permanente total para su empleo

EFEGranada

Un dictamen del Consejo Consultivo de Andalucía ha concluido que el Servicio Andaluz de Salud (SAS) tendrá que indemnizar a una paciente a la que extirparon un pecho por un falso positivo en cáncer, un diagnóstico equivocado que le ha provocado además una incapacidad permanente total para su empleo.

El Consultivo, órgano andaluz con sede en Granada cuyo pronunciamiento no es vinculante, ha desestimado la negativa del SAS a pagar una indemnización a una paciente que en diciembre del 2013 sufrió una mastectomía.

El dictamen, al que ha tenido acceso Efe, ha analizado la demanda presentada por la paciente, que solicitó una indemnización de más de 195.000 euros por las secuelas físicas y psicológicas que le ha provocado la extirpación del pecho por un diagnóstico de cáncer de mama que era erróneo.

Un estudio histopatológico realizado a esta paciente de Huelva interpretó como células malignas las de su tumor, aunque tres meses después de la intervención quirúrgica, el Comité de Tumores del Hospital Virgen del Rocío de Sevilla diagnosticó lo contrario.

La paciente fue operada de nuevo en enero del 2015 para extraerle la mama, insertarle una prótesis y avanzar hacia un proceso de reconstrucción, con un informe que pedía que evitara grandes esfuerzos, entre otras cosas.

El Instituto Nacional de la Seguridad Social le reconoció, el 21 de mayo del 2015, una "incapacidad permanente en grado total" por las secuelas físicas y afectivas de la operación del pecho, que provocó una afección orgánica y funcional y la limitada para "sobrecarga importante-moderada de miembros superiores, así como para manipulación bimanual con fuerza importante-moderada".

El Consejo Consultivo se ha mostrado desfavorable a la resolución que hizo el SAS de desestimar su responsabilidad patrimonial y su obligación de indemnizar a la afectada.

Lo ha hecho tras analizar los informes médicos y las periciales aportadas por la perjudicada y pese a la existencia de un "falso positivo" que hizo diagnosticar como un cáncer un tumor que no era maligno y del que no tendría que haber sido operada, lo que habría evitado las lesiones físicas y psicológicas de la demandante.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos