El cribado del cáncer de colon se aplicará en todos los centros de salud este año

Marina Álvarez participó ayer en Sevilla en un desayuno informativo organizado por Europa Press. /SUR
Marina Álvarez participó ayer en Sevilla en un desayuno informativo organizado por Europa Press. / SUR

La consejera Marina Álvarez pone de manifiesto que la prevención de ese tumor es una prioridad para la sanidad pública andaluza

Ángel Escalera
ÁNGEL ESCALERAMálaga

La consejera de Salud, Marina Álvarez, anunció ayer que todos los centros de salud andaluces contarán con el programa de cribado del cáncer de colon a lo largo de este año. De ese modo, se pasará de que solo 25 centros cuenten con el dispositivo de detección de sangre oculta en heces a que lo tengan casi 1.600 antes de que acabe 2018. Ese fue el compromiso que adquirió la consejera de Salud, que aseguró que el cáncer de colon es una prioridad para el Gobierno andaluz, porque es un problema de salud pública importante. Así pues, el cribado «será priorizado para este año dentro del Plan Integral de Oncología». La dirigente sanitaria reconoció la dificultad de implementar un cribado generalizado, pues su población diana (personas entre 50 y 69 años) superaría los dos millones de personas, de las que casi 400.000 son de la provincia de Málaga.

En estos momentos, solo tres centros de salud de Málaga disponen del programa de cribado del cáncer de colon: los de Alameda-Perchel, La Roca y Carlinda. Descubrir un cáncer de colon en una etapa inicial es fundamental para lograr la curación del paciente. El test de sangre oculta en heces es una prueba sencilla y eficaz para detectar un tumor colorrectal y las lesiones premalignas.

El test de sangre oculta en heces descubre la enfermedad en una etapa inicial y las lesiones premalignas

El anuncio de Marina Álvarez se produce después de que la semana pasada las juntas provinciales andaluzas de la Asociación Española contra el Cáncer (AECC) reclamasen a la sanidad pública que extendiera el programa de cribado a toda la población de entre 50 y 69 años. La AECC, con motivo de la celebración del Día Mundial del Cáncer de Colon, que tuvo lugar el 31 de marzo, denunció que «Andalucía es un punto negro» en España en el programa del cáncer de colon. De los 1.983.846 andaluces de entre 50 y 69 años con derecho a entrar en el sistema de cribado de ese tumor solo 104.807 han recibido una carta invitándolos a participar, lo que supone un 5,2 por ciento del total, puso de relieve la Asociación contra el Cáncer.

La AECC destacó que el 90 por ciento de los casos de tumores de colon que se detectan a tiempo, a través de la prueba de sangre oculta en heces, se vencen. Ese test, además de salvar muchas vidas y de ahorrar sufrimiento a los pacientes, es barato: cuesta dos euros. Si el resultado es positivo, lo que sucede entre el 6 y el 7 por ciento de la población que se hace la prueba, se lleva a cabo una colonoscopia para confirmar que el paciente sufre un cáncer de colon o una lesión premaligna. El coste de la colonoscopia es de unos 180 euros. En cambio, el importe medio de un tratamiento de cáncer de colon es de 27.000 euros.

Por otro lado, la consejera de Salud incidió ayer en que la defensa de la sanidad pública es una seña de identidad de la Junta de Andalucía y recalcó que está garantizado el respaldo del Gobierno andaluz a una sanidad universal, libre y gratuita. Álvarez indicó que sus prioridades para esta legislatura son la potenciación de la atención primaria, para que se convierta en «el gestor de toda la atención sanitaria que reciba el paciente»; la estabilidad profesional para los empleados públicos, a los que se ofrecerán unas 30.000 plazas para reducir su temporalidad, y la apuesta por la investigación. Para ello, exigió una financiación justa y una utilización eficiente de estos recursos. Álvarez también defendió que la subasta andaluza de medicamentos genera un importante ahorro económico.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos