Diario Sur

El PP intenta bloquear el gobierno de Granada e insiste en la dimisión del alcalde

  • Los populares abandonaron la comisión en la que se debatían las ordenanzas municipales en protesta por la citación judicial del regidor

El Ayuntamiento de Granada vuelve a vivir una situación de anormalidad. La citación del alcalde para declarar ante un juez en Sevilla en calidad de investigado -antes imputado- el próximo 12 de diciembre ha vuelto a remover los cimientos de un gobierno que nació en minoría. Un equipo que llegó tras una operación policial y que sobrevive sin acuerdos de investidura, ni pactos de gobierno. El Partido Popular insistió ayer en reclamar la dimisión de Cuenca por estar bajo investigación. Y aprovecharon la 'oportunidad' política para desvincularse de un gobierno que consideran deslegitimado por estar el alcalde bajo investigación. Así, anunciaron en rueda de prensa que no apoyarían ninguna acción de gobierno promovida por el PSOE, y unos minutos más tarde se levantaron de la comisión de Economía en la que estaba previsto que se debatieran las ordenanzas fiscales, paso previo a la elaboración de los presupuestos. Rocío Díaz, portavoz del PP, pidió que se anulara la comisión hasta que el alcalde dimitiera, pero el debate siguió adelante. El intento de bloquear el gobierno de la ciudad quedó 'a medias', porque hubo comisión, pero las ordenanzas fiscales se dejaron para más adelante, a petición de 'Vamos, Granada'. De momento, la estela del PP no la han seguido el resto de grupos de la oposición, que se mostraron más cautos y coincidieron en pedir más explicaciones sobre los hechos que están bajo investigación. Ciudadanos, 'Vamos, Granada' e Izquierda Unida no llegaron a pedir la renuncia del primer edil. Y tampoco apoyaron la petición de cancelación de la comisión.

Comparecerá ante el pleno

Cuenca, que compareció a las diez de la mañana, se mostró dispuesto a dar explicaciones en el pleno y en los foros que fuera necesario. Ya se ha incluido en el último punto del orden del día de la sesión del viernes. Cuenca se esmeró en explicar que el asunto que se investiga es una cuestión administrativa, y señaló que las delegaciones provinciales habían cumplido una instrucción general que les había llegado desde la dirección general, en la que les informaban «sobre el procedimiento de contratación a una consultora para el seguimiento de los cursos», recordó Cuenca. El regidor añadió que se investiga «un asunto administrativo, procedimental, no tiene nada que ver con los cursos de formación, que fue archivado hace unos días; no tiene nada que ver con corrupción ni con nada raro». Cuenca reiteró que está tranquilo, aunque esta situación le produce «rabia y enfado», porque no se habla de «las cosas que están cambiando en esta ciudad».

Desde 'Vamos, Granada' reclamaron la información del expediente judicial y destacaron que la premisa básica para que siga Francisco Cuenca como alcalde es que «siga siendo una persona limpia y sin sombra de duda».