Diario Sur

El PSOE quiere sumar al Parlamento a la lucha para lograr el presupuesto

Sesión de la comisión de Economía y Conocimiento, en la mañana de ayer. :: parlamento de andalucia
Sesión de la comisión de Economía y Conocimiento, en la mañana de ayer. :: parlamento de andalucia
  • Susana Díaz apela a Rajoy para que comunique las cifras con urgencia y el consejero Arellano pide al Gobierno central que no perjudique a la economía andaluza

El grupo parlamentario socialista obligará a los partidos de oposición, y en especial al PP-A, a tomar posición sobre su reclamación al Gobierno central para que facilite los datos que permitan elaborar los Presupuestos de Andalucía.

Un día después de su llamamiento a través del Consejo de Gobierno, la presidenta andaluza, Susana Díaz, reiteró ayer su mensaje a Mariano Rajoy, a quien espetó que «a qué está esperando» para comunicar estas cifras. Rajoy, recalcó, «confunde permanentemente un gobierno en funciones con un gobierno en beneficio de los suyos».

El Gobierno andaluz sostiene que se trata de un «chantaje» del Ejecutivo central para forzar la investidura y ayer el delegado en Andalucía, Antonio Sanz, vinculó ambos asuntos, al decir que si Díaz quiere elaborar sus cuentas públicas debe permitir que se constituya el Gobierno de la Nación y apruebe los Presupuestos Generales del Estado (PGE).

El PSOE va a llevar al pleno de la próxima semana una proposición no de ley (PNL) por la que la Cámara insta al Gobierno andaluz a «hacer uso de todos los mecanismos de que disponga» para que Madrid facilite estos datos o, en caso contrario, «realice una proyección responsable y justificada de los ingresos» que corresponderían a Andalucía.

También se propone instar al Gobierno en funciones a convocar al Consejo de Política Fiscal y Financiera para proponer los objetivos de déficit y de deuda, comunicar las entregas a cuenta de 2017 y la liquidación provisional de 2015 y definir la regla de gasto, «coherente con la posición del ciclo económico» además de definir un reparto más equilibrado del déficit entre Administración General, Seguridad Social, comunidades autónomas y corporaciones locales.

El Parlamento vivió ayer un anticipo del debate de esta PNL de la próxima semana durante la sesión de la comisión de Economía y Conocimiento, en la que el consejero, Antonio Ramírez de Arellano, pidió «responsabilidad» al Gobierno central para no perjudicar a la economía andaluza ni a la del resto de comunidades.

No esperar

«Ahora estamos preparando las cuentas públicas para 2017 y, aunque es cierto que tenemos un Ejecutivo en España en funciones, los gobiernos de las regiones no estamos en funciones», dijo. Las autonomías no pueden pararse a esperar que se forme un nuevo gobierno en Madrid, ni ralentizar la gestión de sus competencias, dijo, y aunque la Junta «está en condiciones de elaborar un escenario de ingresos riguroso y creíble», lamentó que se hayan roto los puentes de entendimiento. Aseguró también que la prórroga de los PGE no crean un escenario insalvable.

Durante la comparecencia el diputado del PP-A José Antonio Miranda Aranda, se abonó a la tesis ya difundida por su partido de que la prórroga de los PGE dañará a la economía española en general y sobre todo a la andaluza. Habrá un recorte añadido de 600 millones por la nueva senda de déficit no aprobada, que el Gobierno andaluz reclama que el Congreso convalide, y se cerrará el grifo del Fondo de Liquidez Autonómica (FLA), que no se podrá aprobar.

También aseguró que la prórroga presupuestaria provocará perjuicios económicos, que «haya menos pagos a las empresas; se congelarán pensiones y sueldos de los funcionarios y no se acometerán nuevas inversiones, rebajas fiscales ni nuevos programas ni políticas sanitarias».

El diputado admitió que «va a causar incertidumbre en los presupuestos autonómicos y se va a retrasar la reforma del sistema de financiación y habrá sanciones de la UE por no tener los presupuestos ni enviar la senda de déficit».