Diario Sur

Tres directivos de una mina aceptan un año de cárcel por contaminar

sevilla. Tres exdirectivos de la mina Cobre Las Cruces (CLC), de Gerena (Sevilla), han aceptado una pena de un año de cárcel, una multa de 6.750 euros a cada uno y una indemnización de 293.209 euros a pagar entre los tres por contaminar un acuífero y por los daños generados en la extracción de agua. Se trata de un acuerdo entre la Fiscalía de Medio Ambiente y Ecologistas en Acción con François Fleury, ex consejero delegado ; William Thomas, exdirector; y Paz Cosmen Shortmann, directora del departamento de medio ambiente.

El portavoz de Ecologistas en Acción, Antonio Ramos, declaró a la agencia Efe que este caso, que denunciaron en 2008, supone la primera condena que se produce en España contra una empresa minera por contaminar el agua. La mina, cerrada un año y se reabrió en 2009 tras una inversión de 32 millones de euros en sistemas de depuración. La petición inicial de la Fiscalía era de 5 años y 6 meses de cárcel y se ha tenido en cuenta la reparación de los daños.