Huelva, 18 may (EFE).- La Guardia Civil investiga al propietario de un caballo por un presunto delito de maltrato animal, después de que lo dejara abandonado en un paraje de Villanueva de los Castillejos, atado, sin agua y con apenas comida.

El Operativo se inició por Agentes del Servicio de Protección de la Naturaleza de la Guardia Civil (Seprona) al tener conocimiento a través de las quejas de diferentes vecinos de la existencia de un caballo que podía estar abandonado en un paraje del término municipal de dicha localidad, ha informado la Guardia Civil en un comunicado.

Una vez en el lugar indicado, los agentes observaron a un caballo atado por una cuerda al suelo, con evidentes signos de malnutrición y al acercarse a él, y comprobaron que el animal se encontraba en avanzado estado de deshidratación ya que carecía de recipiente para beber agua, y aunque tenía un pequeño cubo con comida tenía una delgadez extrema y se apreciaba incluso que orinaba sangre.

Tras comprobaciones llevadas a cabo a través del microchip con apoyo de la Oficina Comarcal Agraria de la Puebla de Guzmán, se identificó al propietario del equino, por lo que se ha procedido a la investigación de esta persona como presunto autor de un delito de maltrato animal.