Málaga, 20 mar (EFE).- La productora de cine Mariela Besuievsky, de Tornasol Films, ha asegurado hoy en el arranque de las XI Spanish Screenings, jornadas para la promoción internacional del cine español, que se celebran en el Festival de Málaga, que "España ha perdido su lugar en Iberoamérica" en lo que se refiere a las coproducciones.

"Con la crisis España dejó de liderar ese espacio, con la excepción de Argentina, con quien mantiene una relación fluida, y tiene que recuperarlo", ha subrayado la responsable de éxitos como "El secreto de sus ojos" o "El hijo de la novia" y socia, junto a Gerardo Herrero, de Tornasol Films.

Actualmente, Besuievsky está volcada en el rodaje de "Memorias del calabozo", coproducción con Uruguay que llevará a la pantalla los años de encarcelamiento del ex presidente uruguayo José Mújica y el periodista Mauricio Rosencof, durante la dictadura militar, con Antonio de la Torre y Chino Darín como protagonistas.

La productora también ha apuntado que con el cambio de la Ley del cine en España las coproducciones "están más difícil", con el agravante de que la televisión pública, que era un referente, también tiene problemas de financiación e invierte menos.

Más de 90 compradores internacionales y periodistas de una decena de países se dan cita desde hoy en las XI Spanish Screenings, jornadas organizadas por la confederación de productores audiovisuales Fapae y destinadas a promover la venta del cine español en el extranjero.

A lo largo de tres días, distribuidores de Alemania, Francia, México, República Dominicana, Corea del Sur, China o Estados Unidos podrán ver y optar a comprar hasta 40 de los títulos más recientes del cines español.

Ramón Colom, presidente de Fapae, ha inaugurado las sesiones aplaudiendo la apertura del Festival al cine latinoamericano en esta 20 edición y ha dedicado unas palabras de recuerdo al productor Antoni Llorens ("La ley del deseo", "Mujeres al borde de un ataque de nervios"), fallecido el pasado sábado.

Juan Antonio Vigar, director del festival, ha celebrado que el certamen recupere su faceta de mercado, que no tenía desde 2009. "Ya hemos demostrado que el cine español tiene talento, ahora hay que reactivar la industria", ha señalado.

En el acto han participado también el alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, el consejero de Cultura Eduardo Tamarit y la presidenta de la Academia de Cine Yvonne Blake.

Al finalizar, los responsables del festival han entregado un premio a la Fapae "por sus 25 años representando a los productores españoles".