Sevilla, 20 mar (EFE).- El alcalde de Los Palacios, Juan Manuel Valle (IP-IU) y tres concejales han iniciado hoy un encierro en la sede del Consorcio de Transportes Metropolitano de Sevilla para exigir la rescisión del contrato con la empresa de autobuses Los Amarillos en la línea que une el municipio sevillano con Sevilla.

En un comunicado el consistorio ha explicado que el motivo de la protesta es el "pésimo servicio prestado, el malestar y hartazgo de los usuarios y la población para poder hacer uso del derecho de acceder al transporte público".

Según Valle, "la Junta es la máxima responsable de la adjudicación de la concesión y de garantizar que la empresa cumpla, algo que no está haciendo y de lo que es consciente desde hace años", por lo que han exigido a la Junta que retire la concesión a la empresa para cubrir la línea de Los Palacios y Villafranca con Sevilla.

Los principales problemas de los usuarios de Los Amarillos son que "continuamente dejan tirados a decenas de vecinos en las paradas porque los autobuses llegan tarde o no pasan" o "la gota que ha colmado el vaso ha sido el importante fallo mecánico del autobús que deja tirados en la carretera a todos los usuarios", además de repetidos retrasos en los horarios durante los últimos días.

El Ayuntamiento palaciego "está ya harto" de trasladar estas quejas al Consorcio de Transportes y a la Delegación Territorial de la Consejería de Fomento sin que hasta el momento se "zanjen estos problemas de forma definitiva".

"Cientos de trabajadores, estudiantes, enfermos y sus familiares, no merecen el trato indigno que están recibiendo. ¿Quién compensa a estas personas por el tiempo que están perdiendo cada día por el mal funcionamiento de esta línea de transporte público?", ha alegado el alcalde.

La línea de autobús Los Palacios-Sevilla es el único medio de transporte público que hay en esa localidad, ya que la Junta ha dejado fuera a este municipio de la planificación para acceder al tren, ha denunciado el alcalde palaciego.