Diario Sur

Ceuta, 19 mar (EFE).- Un ciudadano marroquí ha ingresado en prisión por poner en peligro la vida de dos inmigrantes subsaharianos, a quienes pretendía introducir en territorio español escondidos en el salpicadero del coche y en un sillón del vehículo.

El juez de guardia ha decretado el ingreso en prisión del marroquí, de 35 años, como presunto autor de un delito contra los derechos de los ciudadanos extranjeros, según han informado fuentes judiciales.

Los hechos se produjeron el pasado viernes en la frontera del Tarajal, cuando la Guardia Civil inspeccionó un vehículo Volkswagen-Golf, de matrícula marroquí, ocupado únicamente por su conductor.

Ante el nerviosismo del conductor, los agentes inspeccionaron el vehículo debido a la posibilidad de que tuviera dobles fondos para trasladar a personas de forma ilegal.

En la inspección fueron hallados dos inmigrantes, ambos indocumentados, uno oculto en un hueco tras el sillón trasero del vehículo y otro bajo el salpicadero.

Los agentes rescataron y auxiliaron a los inmigrantes, un joven de 20 años y otro de 19, ambos originarios de Guinea, a los que se dio la atención necesaria debido el estado que presentaban.

El conductor, identificado como S.K., de 35 años y provisto de pasaporte marroquí, fue detenido y ha ingresado en prisión.