Huelva, 19 mar (EFE).- Seguir reforzando la utilidad del Festival de Cine Iberoamericano de Huelva en línea con el trabajo realizado en su primer año al frente del certamen es el principal objetivo de su director, Manuel Martín, que esta misma semana ha sido renovado por dos nuevas temporadas.

Con 37 años, Martín afronta el reto de seguir llevando las riendas del festival, al menos en su 43 edición, que se celebrará del 10 al 18 de noviembre y tendrá a Argentina como país invitado.

"Me siento muy agradecido por el respaldo recibido por las instituciones", ha afirmado el director en un comunicado, en referencia a los miembros del patronato de la Fundación del Festival -Ayuntamiento de Huelva, Diputación Provincial, Junta de Andalucía y Ministerio de Cultura-.

Uno de sus principales objetivos será seguir reforzando la utilidad del Festival de Huelva, "haciéndolo aún más atractivo para el público y, especialmente, para los más jóvenes", ha resaltado.

Como ha apuntado en otras ocasiones, ha asegurado que es consciente de "los límites económicos y presupuestarios", lo que no le hace perder la ilusión, elemento "clave" de su equipo con el que consiguió hacer de la 42 edición "la mejor posible dentro de sus posibilidades, con la que patronos, colaboradores y público quedaron satisfechos".

Licenciado en Comunicación Audiovisual por la Universidad de Sevilla, Martín obtuvo el Premio Andalucía Joven de Medios de Comunicación en 2012 y es uno de los socios fundadores de la productora andaluza La Claqueta PC.

Ha dirigido, entre otros proyectos, 'La vida en llamas' (Premio del Jurado Largometraje Documental FICMA 2015) y '30 años de oscuridad' (presente en más de treinta festivales nacionales e internacionales, nominado a los Premios Goya 2012 como Mejor Largometraje Documental, 2 Premios Asecan, Premio Imaginera 2012, Mejor Documental "Tenemos que ver" Uruguay).

Además de sus trabajos como director, Martín ha colaborado en la producción de varios proyectos, como los cortometrajes 'Cowboys', 'Me llamo Olmo', 'Alfred & Anna' (nominado a los Premios Goya 2013) o 'El hombre que estaba allí' (nominado a los Premios Goya 2014), así como productor asociado en el largometraje documental 'Nacido en Gaza' (nominado a los Premios Goya 2015).